lunes, 12 de noviembre de 2018

Los lunes... escenas de cine - "Pat Garrett y Billy the Kid"


Era el año 1973 cuando el excelente y tristemente infravalorado director Sam Peckinpah filmó la crepuscular y fúnebre obra maestra sobre la vida de Billy el niño a la que tituló "Pat Garret & Billy The Kid".
La cinta cuenta la historia de William Bonney, conocido como Billy el niño (Kris Kristofferson), tras huir de prisión dejando tras de sí varios cadáveres, escapando de esa manera de la horca, llega a Mexico, alli su antiguo compinche, ahora el sheriff Pat Garrett (James Coburn) será el encargado de perseguirlo.
Filmada con intenso y pastoso pulso narrativo, violenta y árida, crepuscular y dramática, se trata de uno de los films más importantes de Peckinpah.
En el reparto aparecía Bob Dylan en un breve papel (Alias). Según se dice, el realizador necesitaba una canción de unas determinadas características para la escena de un asesinato. Decidió pedirle al músico (que estaba en un periodo de inactividad musical) que compusiera una pieza para ese trágico momento. Parece ser que Dylan volvió en un abrir y cerrar de ojos con una breve canción, al director le encantó y decidió utilizarla. El tema evidentemente es "Knockin' on heavens door".
Nos quedamos con la extraordinaria "Pat Garrett & Billy the Kid".
¡Feliz semana!

4 comentarios:

  1. Personalmente pienso siendo un buen western crepuscular es una menor de su director. Respecto bso el paso de los años la ha dotado de un carácter de influyente por esa forma de los pasajes instrumentales aunque ya se que no es popular mi opinión se ve mejor en la imagen que en el CD ya que se me antoja cansina. En todo caso un notable filme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me gusta mucho por el poder visual que tiene, cosa bastante notable en alguien que no ama precisamente los westerns.
      Saludos.

      Eliminar
  2. La vi por enésima vez no hace mucho tiempo. Coincido con Bernardo, no es lo mejor de Peckinpah, sin que desmerezca por ello. Me gusta ese acercamiento al western fuera de las coordenadas habituales de Wayne & Cia, no porque estas fueran malas, sino por la variación de perspectiva. Bien por Dylan ahí, su aportación musical evidentemente muy superior a la meramente física de la película.
    Abrazos,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi de Peckinpah me gusta casi todo, pero esta si es de las que más. Dylan en la película parece puesto por el ayuntamiento, al canción ya es otra cosa por supuesto.
      Abrazos master.

      Eliminar