domingo, 21 de agosto de 2016

Los domingos photosong - Burning, Loquillo y Victor Mora...hola y adios.


Hace una semana me acercaba a Torrelavega para reencontrarme en directo con Loquillo, hacía un par de años desde nuestro último encuentro, dos días después repetía en Portu cita con el Loco, no me es grato decir que ni en una ni en otra ocasión me convenció su actual directo, pero me gusta verme a mi mismo al pie del cañón rockero a pesar del tiempo que llevamos pisoteando la piel del planeta.
También tuve ocasión de ver allí a Burning, a mis Burning, tercer bolo de mi banda favorita en este 2016 y el cuarto llegará este viernes en el Kafe Antzoki, la verdad es que hace muchos años que perdí la cuenta de mis conciertos de Burning...30, 40 ni idea...como siempre fue una noche de rock and roll de gran octanaje y chulería canalla y sentimental, tipos duros que lloran, lágrimas que nunca llegan al suelo...¡mi grupo!!!
Y el miércoles llegó la noticia amarga, triste y según parece intrascendente, que fallezca alguien como Víctor Mora, padre (por resumir) de Jabato y Capitán Trueno y los medios ni lo reseñen, que prácticamente pase desapercibido el suceso, que sigan escupiendo las pantallas noticias vomitivas sobre Paquirrines, Belenes Esteban o Matamoros y que alguien que es historia de la literatura y la vida de un país durante años no parezca merecer ni unos segundos de homenaje y despedida retrata fiel y cruelmente a un país, un país de mierda señores, un país decadente y mediocre...es lo que hay.
Yo lo sentí y mucho, mi imaginación hizo sus primeras abdominales con las historias de Capitán Trueno y Jabato, mis primeras nociones sobre la amistad llegaron de aquellas páginas, mis primeras notas sobre el amor de aquellas despedidas de los capítulos del capitán viendo en el horizonte del mar a su Sigrid...el heroísmo mudo, honrado y generoso de las encrucijadas de Jabato me señalaron el camino a seguir en cuanto a ideales sinceros conmigo mismo...no se, tal vez solo eran historias de comic, de tebeo, pero eran magníficas...¡Buen viaje maestro!!!
¡Feliz domingo!!!




4 comentarios:

  1. Tu amor por Burning delata tu sabiduría, Addi. Y sobre tus reflexiones acerca de España, solo puedo decir que tienes más razón que un santo, que opino y siento como tú. Esto es un vertedero que puede que vuelva a presidir Rajoy. Qué miedo.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  2. El otro día, por cierto, me soltaba (aquí en Carabanchel) un taxista jubilado que si Podemos, la ETA y no sé qué. Y que con la ley anticorrupción del PP ya no va a haber corrupción (menos en Andalucía). Joder… para salir por patas y no volver jamás.

    ResponderEliminar
  3. Gonzalo: España es un país muy decepcionante desde muchos puntos de vista, con una población que solo parece sentir algo por el deporte, en especial el futbol, el resto de los órdenes parecen dar igual a la mayoría, una sociedad de limitados principios morales o ideológicos, sin demasiado apego al arte o a la cultura, que piensa en clave de individualismo, cada uno a la suya y llorar todo lo que se pueda. Con esta base no es extraño que ocurran muchas cosas que ocurrren, demasiado postureo, teatrillo y charla de barra entre los que se hacen llamar de izquierdas, pero solo eso, teatrillo de bar.
    Los Burning como sabe son mi debilidad.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Estuve en Santander esa misma semana de los conciertos del Loco y Burning en Torrelavega y pensé, por un instante, acercarme a verlos, apenas estaba a 10, 12 kms de distancia. Al final me rajé, pudo más la comodidad que, como bien dices, andar al pie del cañón roquero. Me reservo, de todas formas, para el Rocktiembre en Las Ventas para ver a Burning el próximo 17 de septiembre.
    Victor Mora, Capitán Trueno, Jabato, Crispín, Sigfrid, !cuantos recuerdos de infancia pasando por mi memoria! Muchos le debemos mucho a esa escuela del comic que desde Barcelona alegró nuestras horas más jóvenes. Aquí El País si le dedicó, pocos días después de su óbito, un extenso artículo homenajeando al artista barcelonés. Por cierto, su visa si que fue de cojones, bastante más jododa que la nuestra, a pesar de los malísimos tiempos para la lírica que dominan últimamente por este país.
    Abrazos,
    JdG

    ResponderEliminar