miércoles, 27 de julio de 2016

Y entonces Mick quiso volar solo, el intento de huida de Jagger.


Todos aquellos que me conocen mínimamente saben de mi devoción por los Stones, no me da la gana ni siquiera considerar que pueda existir banda alguna que ponga en peligro su superioridad cósmica en esto del rock and roll.
Imagino que se trata de una conexión de esas raras que va más allá del gusto por tal o cual canción o de la adicción sanguínea por ciertos Lps. En sus SS.MM. todo me impacta, los riffs me levantan la tapa de los sesos, la base rítmica enloquece mis articulaciones, siento que las melodías desgarran jirones de tiempo a mi alrededor, sus textos inflaman neuronas y enriquecen testosteronas...pero además esta el gamberrismo que tanto empastaba con un jovencito de barrio, el sentido canalla que inevitablemente atrae a un adolescente con pocas tablas, la impostura chulesca pero elegante...¡todo!!!.

Pero su vestuario también me conquistaba, en ciertas épocas de mi vida asemejaban algunos malintencionados mi forma de vestir con la de Ronnie, lo cierto es que repasando algunas fotos de cuando uno era más joven y más guapo tengo que aceptar que tenían razón, los pantalones adheridos a la piel, las botas siempre brillantes, los colores, el peinado...prometo que no era intencionado...creo.
Cuando los he visto en vivo me he sentido como en en medio de una estampida, cuesta abajo, buscando el averno y rodeado de otras fieras como yo, todos fuera de control, sintiendo el azuferino calor de las profundidades según las canciones iban calcinando la sesera de los más atrapados por la ceremonia, entre los cuales siempre he estado yo.
En el mítico concierto del día 7 de julio de 1982 un servidor era un niño, ni siquiera adolescente, un niño que seguramente no sabía quienes eran aquellos tipos, aunque me imagino que desde el sofá de sky los vió cerrar los telediarios de la época.


Pero servidor que es de leer - rarezas que ha tenido siempre uno - empezó a indagar cuando ya de adolescente, y con "Steel Wheels" en la calle, descubre que tras aquella gira del "Tattoo You" en la que el planeta les llevó en volandas, el sueño estuvo a punto de romperse, si no estuvo roto del todo por un tiempo.

El que suscribe es de Keef, esto por descontado, pero eso no quita que la gasolina, la testosterona, la sal y la pimienta en la banda la haya puesto Mick, su magnetismo es de tal dimensión que competir con semejante torrente de encanto macarra, señorío frívolo y capacidad para enojar es imposible para cualquier ser humano, salvo tal vez para Bogart.
Y Mick fue el que tuvo el sueño en sus manos y el que pudo hacerlo añicos, ¿porqué no lo hizo???, creo que fueron los fans los que lo evitaron en aquéllos años 1984 y 1985 en los que Jagger quiso volar solo.
Tras la mencionada gira de los años 81-82, el descanso era lo pertinente para unos tipos que se encaramaban a la cuarentena, Mick no disfrutó demasiado de ese curativo reposo y empezó a hacerse ver solo, participando en canciones de The Jacksons, se le puede ver en el primer single: "State of shock"  del fallido disco de Michael y sus hermanos: "Victory" (1984).
También grabó el clásico "Dancing in the street" de Martha and the Vandellas junto a David Bowie, sobresaliendo más por el vídeo clip que por la versión, no demasiado afortunada.


Nada se sabía del resto del grupo entonces, las alarmas dispararon su luz roja cuando en el Live Aid, y con el primer disco largo de Jagger en la calle, el mediocre "She's the Boss", Mike no comparece al evento con The Rolling Stones sino que lo hace con Tina Turner, mientras Keith y Ron actúan acompañando a Bob Dylan...definitivamente algo pasaba.


Pero el lío empezó antes, cuando para "Undercover" (1983) se decide utilizar descartes no incluidos en los discos anteriores, sin apenas material nuevo y con los dos lideres enfrentados por disquisiciones sónicas y de imagen para encarar la nueva era de los ochenta con la presencia cada vez más determinante de la emisora MTV.

El disco funciona comercialmente gracias al single "Undercover of the night" aunque se trata posiblemente del peor Lp del grupo, Mick no quiere hacer gira defendiendo el disco, lo que no gusta al resto de Stones y entonces se concentra en la grabación de su primer álbum en solitario, "She's the Boss" (1985), con la compañía CBS, que pronto adhiere a sus filas al resto de los Stones, y con músicos de relumbrón como: Pete Townshend, Carlos Alomar, Jeff Beck o Herbie Hancock. se lanza el disco con el single "Just another night", presentando en el vídeo clip a un Jagger mucho más cool y colorido aún que de costumbre (y hortera también), alejado de ciertos aspectos stonianos pero sin dar del todo la espalda a su banda de toda la vida.
¿Porqué no funciona "She's the Boss"?...hombre porque es muy malo primero, y porque los stonesmaníacos me da la sensación de que nunca hemos querido ver a un Jagger triunfando en solitario, porque si en aquella época, con Mick luciendo 42 años "She's the Boss" se convierte en un éxito masivo, ¿qué hubiese pasado con The Rolling Stones?...no lo puedo evitar, siento que Mick Jagger quiso volar solo, y lo volvió a intentar aunque sin tanta intensidad y con menos ambición, pero en aquellos 1984 y 1985 quiso dar la espantada de los Stones...esto es una sensación particular no contrastada por ningún historiador musical y menos aún por protagonistas, pero es una impresión personal que me persigue.






Felizmente y tras el intento de Keith por volver a unir al grupo en 1986 con el no menos fallido "Dirty Work" (1986) en el que prácticamente el guitarrista tira del carro sólo, el destino, que siempre juega del lado de los malotes (piénsenlo), les reune en El Salón de la Fama del Rock and Roll en enero de 1989 para preparar el ingreso de los Stones en la historia, cuando todo parecía perdido, Jagger insistía en 1987 con "Primitive Cool" que mejora infinítamente al anterior aunque tampoco tiene el éxito esperado y Keit graba el maravilloso "Talk is Cheap" unos meses antes.


Pero en aquellos días vuelven a sentir la llamada de la selva, de la lujuria rockera y se terminan entendiendo y grabando "Steel Wheels", disco icónico para un servidor pues es cuando la vida me los puso delante, cuando un joven - ¡Ay!!! que insultántemente joven - Addison se ve envenenado por sus SS.MM., poco imaginaba entonces que era para toda la vida, pero si, creanme, para toda la vida.
Ayer Mick cumplía 73 años, sigue a su bola, pero en su día no pudo volar solo, o al menos no tan alto como pretendía, y ¿saben qué?, que yo, en el fondo, me alegro...aún así ¡Feliz cumpleaños Mick!...aún con todo eres el mejor frontman de la historia.

14 comentarios:

  1. Yosoy de mick si de el me interesan los stonss por mick mas q ninguno. Sus discos en solitario flojos menos uno eso si
    El tuvo los arrestos de tratar de evitar q el sonido stines fuera cono los bb de mike love un revisionismo. Ese es su legado . Yo soy de miss you y del emotional redcue

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que te pega mucho el aire más funky y soul que caracteriza a Mick sobre el aspecto blues de Kiff.
      Saludos.

      Eliminar
  2. Ya sabes que mi favorito de Mick en solitario es Wandering spirit y si, yo soy más de Jagger (chupitos incluidos).
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si "Wandering spiriry" es el mejor disco de Jagger de largo además.
      Abrazos.

      Eliminar
  3. Pues yo si que estuve en aquel glorioso concierto de la Monumental, rock'n'roll, cargas policiales, botes de humo que cayeron dentro del recinto, al salir la calle tomada por los grises, si aun no se habían pasado al marron, en fin una noche gloriosa.
    She's the boss, no es tan malo,aunque soy mas de Keith y despues de leer sus memorias (Vida)lo tengo en un altar.
    Los Stones se tendrian que haber retirado después del Some Girls, aunque Tattoo you, es muy digno... después de este se podría salvar un doble con las mejores de cada disco.
    Salud socio
    Ah y cada vez que han venido a BCN, el menda allí que ha ido

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo por motivos temporales no pude estar ni allí ni en el 82, me tocó esperar. Hombre, yo creo que aunque nunca más vuelven a sonar a Stones, todavía dejan discos dignos, Tattoo por supuesto, pero Voodoo Lounge esta muy bien, pero en fin, es lo que hay.
      En cuanto a She's the boss lo tengo en casette y hace que no lo pongo una eternidad.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Stoniano hasta la muerte. Los más grandes.

    Mick la cagó. Y lo sabe. Me llama la atención su peraidencia en querer triunfar sin Keith (alguien de acuerda del invento de Superheavy?).

    Mal disco sin duda. Afortunamente en el 93 entregó Wondering Spirit que está muy bien.

    Dicho esto, Mick me parece y artista descomunal e irrepetible.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De Jagger en solitario solo se salva de manera contundente "Wondering Spirit2 eso desde luego, lo de Superheavy fue una rallada más.
      La cagó, pero porque no funcionó, si llega a funcionar pega la espantada seguro, eso pienso yo.
      Es un gigante del rock, eso no tiene duda.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Esa reflexion es clave. Efectivamente, si hubiera triunfado con su primer y segundo disco, los Stones habrian quedado para el olvido tras la gira del 82. Menos mal...

      Aun asi, MIck es mayor frontman que ha dado el rock y uno de los mejores cantantes y armonicistas que he escuchado nunca.

      Entre Mick y Keih me quedo con los dos. Me han criado los cabrones....

      Eliminar
    3. Puso a la banda en la cuerda floja, se negó a la gira de Undercover para dedicarse a su disco...en fin, la cosa no le funcionó como él quería.
      No obstante hay que reiterar que es un dios de esto, como bien dices.
      Yo por keith es devoción jajaja
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Cuenta Keef en su biografía ("Vida") que en una fiesta en algún lugar de EEUU, Mick presentó a los demás miembros de la banda como "su grupo de acompañamiento", tanto ego tenía. Keef comenta que Charlie estuvo a punto de atizarle en todos los morritos al interfecto. Soy fan stoniano hasta la tumba, pero no aguanto a Jagger, por mucho que haya aportado a la sublime historia del rock. Fobias que tiene uno.
    Abrazos,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El libro de Keef es tremendo, recuerdo esos pasajes y otros en los que no queda bien parado Mick, no llego a tu fobia pero tengo dudas y contradicciones sobre Mick, desde siempre, y claro, stoniano hasta la tumba como tu.
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Soy de Mick hasta ls muerte y es cierto, contrastado, que los Stones siguen vivos porque la carrera del señor Jagger en solitario nunca despegó.

    Wandering Spirit es un disco magnífico pero ni al propio Jagger le convence del todo. Para hacérselo mirar, con Rick Rubin enemistado de por vida pero luego hizo un grandes éxitos y rescató como inédito un tema de aquellas sesiones.

    Y aunque yo sea de Mick, Richards es quien pone la testosterona. Es Dancing In The Streets el video más marica de todos los tiempos? Al margen de sus historias de cama con Bowie, la respuesta es sí, sí y sí.

    Sin Mick como sin Keith no hubiese Stones, igual de imprescindibles. Richards le pone fino en varios pasajes de su bio pero si supiéramos lo que opina "Brenda" de su compañero y amigo....

    Y sigues vistiendo muy mal, querido Addi. En Frias tuvimos la oportunidad de comprobarlo otra vez más pero no te enfades que forma parte de tu personalidad.

    Un abrazo



    ResponderEliminar