viernes, 19 de febrero de 2016

Roxy Music - "For Your Pleasure" (1973), Esas gotitas de frivolidad...


Los Roxy de los primeros discos me evocan a una curiosa y sedante mezcla de glamour, elegancia sofisticada y frivolidad, me inspiran una actitud de desapego con las preocupaciones, como si me empujasen a adoptar un comportamiento pusilánime ante las historias podridas del mundo que nos rodea.
No tomados del todo en serio en mi juventud, con el tiempo, y las muchas ocasiones en que me he sentido necesitado de utilizar sus discos para ayudarme a encontrar la comentada actitud de pasotismo, he terminado consintiendo conmigo mismo que se trata de una banda que en sus cinco primeras acometidas discográficas nos deja unos discos excelentes y rebosantes de las características ya mentadas: glamour, sofisticación y frivolidad.
Los tiempos actuales, el tal vez excesivo posicionamiento de un servidor con ciertas posturas y ante ciertas cosas, que termina pasando factura, y una ligera época de bajón anímico que protagonizo en este extraño invierno no se muy bien porque, me han empujado a pinchar a los Roxy, como hacían La Mode.


Y de momento funciona, ha sido pasarme unas cuantas veces el segundo disco del grupo, último de Eno, y como que parece que los colores chillones de los ropajes de Ferry en aquella época, la experimentación iridiscente del sonido plasmado por los productores Chris Thomas y John Anthony, y la locura controlada y en cierto modo decadente de algunos textos, como la oda que Ferry escribió en torno a la vida ideal con una muñeca hinchable como compañera titulada: "In Every Dream Home a Heartache", parece que provocan en mi un estado de ahuecamiento intelectual que me invita a disfrutar de la música, prestando atención únicamente a las melodías y ambientes de este "For Your Pleasure", ejercitando al mismo tiempo la imaginación.
Tras el éxito del debut de título homónimo cosechado por los británicos un año antes, Ferry da salida en el estudio a un ramillete de canciones compuestas por él en su totalidad y a las que arropa de un sonido glam-rock, con evidentes signos de adherencia sónica proviniente de los pelotazos contemporáneos a éste obtenidos por Bowie o Bolan, con un carácter experimental introducido por Brian Eno, y que acerca el sonido a posteriores trabajos firmados por el teclista y subyugante músico, que tras el álbum dejaría la formación por enfrentamientos creativos con Ferry.
Me ha sorprendido la similitud sónica que existe entre el último trabajo de Bowie y "The Bogus Man", corte dotado de unos saxos de inconexa procedencia jazzistica, estupendo trabajo de Andy Mackay.
Pero el disco de la sugerente portada protagonizada por la femme fatale: Amanda Lear, ofrece temas de fuerte impacto, que rompieron listas en su día como el supersingle de éxito "Do the strand", una de mis canciones favoritas de la banda y que aleja cualquier mente predispuesta de los malos humos producidos por la putrefacción dominante, un tema mítico.
"Beauty Queen" es un corte que ya encierra toda la personalidad melódica de Ferry, en él se demuestra la diferencia de conceptos entre el dandy del flequillo y Eno, no obstante es un elegante y excelente corte.



Precisamente las teclas y carácter de Eno hacen funcionar, y dan carta de naturaleza a temas como la bonita "Strictly confidential", de superficial fraseo en falsete y tremendo trabajo de guitarra por parte de Manzanera, y de forma muy especial a "For your pleasure", esta es la pieza con la que culmína el Lp y en la que se puede escuchar a la gran Judi Dench cerrando el tema y el disco con las palabras: "You don't ask, you don't ask why".
"Editions of you" es otro adictivo y encendido pelotazo glam que vuela testas con sus teclas y saxos, y algo similar podemos decir de la excelente: "Grey lagoons".



Además de todo lo mencionado, la portada como digo, me parece la pera limonera, con esa señorita emboscada en la noche, esperando algo que sin duda llegará mientras su silueta se recorta morbósamente sobre una ciudad luminiscente.
Siempre me gusta y me hace bien encerrarme con el glamour, la elegante sofisticación y esas gotitas de frivolidad de los primeros años de Roxy Music.

12 comentarios:

  1. Nunca fui mucho de Roxy Music, pero me has hecho recordarlos. La verdad es que era un sonido con cierto encanto.

    Gran texto. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi sus primeros cinco discos me parecen la bomba, luego ya menos.
      Gracias y un abrazo.

      Eliminar
  2. Soy mas de los roxy domionados por Ferry crooner , es decir avalon , manifesto ... pero no podemos decir nada malo de este disco que es impepinable

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre yo prefiero a los del principio, aunque me gustan también a partir de Manifesto, también Ferry en solitario ha grabado buenas cosas.
      Un saludo.

      Eliminar
    2. Ese primer video si que tiene un sonido muy Bowie, hasta en ese saxo que acompaña todo el tema...

      La portada es muy buena si y resume esa sofisticación y ese glamour que decís que exuda Ferry...

      Eliminar
    3. El glamour y las portadas chulas son una constante enlos cinco prieros discos del grupo, muy sugerentes en todo lo que acometían.
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Empezaron a ser conocidos aquí con el siguiente "Stranded" y, gracias a su expansión, la peña se volvió hacia los dos anteriores, magníficos todos los 4 primeros (a partir del "Siren" no los controlo). Fue uno de los grandes grupos de referencia de la movida, en sus primeros tiempos. La imagen era tan importante como la música.
    Ideal grupo para combatir la falta de color.
    Abrazos,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De hecho el Stranded es el favorito de mucha gente en España, cosa eu no ocurre en otros países. Para los grupos de la movida fueron básicos, incluso La Mode les dedicó un tema.
      Color y actitud un tanto hedonista.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Ah, por cierto, creo que la modelo de la portada es Amanda Lear.
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente Amanda Lear, mujer peligrosa jajaja
      Abrazo.

      Eliminar
  5. Para mí, Addi, también son impagables sus cinco primeros discos, pero los dos primeros (los de Eno) me parecen obras maestras absolutas, esa mezcla de rock sofisticado y vanguardia me excita como casi nada. Puedes citarles igual junto con Can que junto con T. Rex, ahí está su gigantesca personalidad.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si así es, siempre considerados por debajo de Bolan y otros de la época, no tengo claro que otros más elogiados grabasen discos mucho mejores que los primeros de Roxy, en especial los dos primeros como dices.
      Un abrazo.

      Eliminar