viernes, 15 de enero de 2016

David Bowie - "Scary Monsters" (1980)


Con "Scary Monsters" David Bowie cierra los setenta...o abre los ochenta, no lo se y creo que no importa.
Lo cierto es que aunque en el sonido aún se aprecian restos del vanguardismo de la época Berlinesa y la marca de Eno extiende una sombra ya no tan alargada pero visible, el sonido que la producción de Visconti plasma en los surcos de este disco lo diferencia sustancialmente de la anterior etapa.
Las guitarras son las protagonistas del cancionero, con alguna excepción, Carlos Alomar sigue siendo clave en las seis cuerdas y la incorporación de Robert Fripp es letal para que el sonido vire a un rock industrial, aunque no exento de los influjos post-punk y new wave del momento, Bowie dedica más tiempo a composición y cuida que el resultado sónico no resulte excesivamente experimental, pues la trilogía berlinesa, si bien básica en lo artístico para muchos, no resultó demasiado relevante en cuanto a ventas, aspecto que el Duque estaba dispuesto a solucionar con este nuevo universo creativo que abría en "Scary Monsters".
Curiosamente la cumbre del Lp, "Ashes to Ashes" no cuenta con la guitarra de Robert Fripp, aunque si con las teclas de Roy Bittan, se trata de un tema pop de taciturno ambiente, con una melodía imposible y un lirismo impregnado de nostalgia casi sagrado, nos cuenta la evolución de Major Tom ahora convertido en junkie, perfectamente tratado desde el estudio es una de las canciones míticas del Duque Blanco.
Pero Bowie sabe mejor que nadie recoger y vampirizar influencias, así lo demuestra en el apoteósico comienzo del disco con "It's no game (part 1)", donde se nos asoma por las costuras de la actitud canora de Bowie el Lennon más hierático de los momentos dramáticos de "Plastic Ono Band", incluso se hace acompañar de una cantante japonesa: Michi Hirota para cuajar un medio tiempo fantástico y que deja cicatriz.
Incluye también una versión de "Kingdom Come", tema de Tom Verlaine incluido en su disco de título homónimo de un año antes, y en "Because you're young" el invitado estrella es Pete Townshend y su guitarra, inconfundible en este tema de irresistible estribillo e ínfulas new wave.
"Up the Hill Backwards" es un bonito tema de cierta tendencia folk y voces claras, la acústica corre a cuenta de Visconti y destaca el eléctrico final.
Otra cosa es "Scary Monsters (And supper creeps)", aquí el sonido industrial y la guitarra hipnótica de Fripp empastan de forma genial con el ritmo otorgado por George Murray y Dennis Davis al bajo y batería respectivamente, y a los textos y voz de David, un tema enfermizo y apasionante.



Ritmos funk y ácida atmósfera en un tema que viene genial a la banda que le acompañaba en aquella ocasión para el que fuese segundo single del disco: "Fashion". Evidentes reminiscencias de "Heroes" en la estupenda "Teenage wildlife" donde Bowie reflexiona sobre su estelar vida y observa el momento musical actual desde su faceta vocal más crooner.
El buen tema rock "Scream like a baby" de pegadizo estribillo y el remix: "It's no Game (Part. 2)" ya sin japonesa, y menos intensa que la que abre el disco, dan por terminado el tracklist de "Scary Monsters".
En esta semana no podía faltar David Bowie, y este disco cierra una etapa y abre otra para este irrepetible artista, siempre lo he visto como un disco puente, como ocurrió con "Station to Station", de cualquier manera un gran disco que estos días de luto vuelve a sonar con más fuerza que nunca.



Con este post cierro el capítulo de homenajes a David Bowie, siempre nos quedarán sus canciones y discos.

16 comentarios:

  1. Un discazo, Addison, de los mejores de Bowie. Pocas obras tan especiales como "Scary Monsters", amigas del éxito a pesar de su sonido marciano y personalísimo. Entre Savoy, Chals, Johnny, tú y otros me vais a hacer repasar la obra entra de Bowie.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi es uno de los que más me gusta, muy guitarrero e hipnótico. Yo con este acabode momento.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Hace tanto tiempo que no escucho este disco Addison... La verdad es que para recordarle y honrarle no he sido muy original y yo he recurrido a "Hunky Dory" pero no dejo de reconocer que "Scary Monsters" es otra pieza clave, no de mi etapa favorita, pero sí la apertura hacia sonidos más apegados al pop por mucho arreglo industrial que se precie.

    Sentido y sabio texto amigo Addison.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hunky Dory es mi favorito de siempre, esta semana no lo he escuchado, me he inclinado por este y Tonight.
      Gracias y un saludo.

      Eliminar
  3. el ultimo disco que cierra una epoca Bowie antes de adentrarse a los procelosos mundos de los 80 y 90. Resumen de toda una e´povca . disco que siempre aconsejo para enseñar que es Bowie

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si Bernardo yo también lo veo así, el fin de una época y el principio de otra, desde luego hasta aquí la mejor etapa del duque.
      Salud.

      Eliminar
  4. Me he mantenido un poco al margen estos dias.....con respecto a la figura y al hombre llamado David Bowie.
    Pero bueno..la vida sigue,,,,Que decir de este disco. Otra joya mas en el baul del camaleon. Un trabajo que defines muy bien. Un sonido quizas mas personal de todo lo mostrado con anterioridad.......Y tambien el mas comercial hasta ese momento.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto que es más comercial, pero es que aquí entiendo que se demuestra que lo comercial no esta reñido con la calidad, es un gran disco.
      Efectivamente la vida sigue.
      Saludos.

      Eliminar
  5. Agradezco todos estos posts que estáis escribiendo sobre Bowie, porque, como dije en mi blog el otro día, conozco poco su obra. Quizá esto me ayude a valorarlo en su justa medida.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me extraña que no conozcas más su obra, creo que en especial los 70s te gustarán, tiempo habrá.
      Si necesitas alguno me comentas, ya sabes.
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Te quiero comentar que en muchos post de música he visto la palabra POM y no sé si es por cuestión de edad, pero no se lo que significa. Anda maestro sácame de mi ignorancia.
    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, es Puta Obra Maestra, para hacerlo más corto, se ha puesto un poco de moda y me temo que a veces se utiliza un poco a la ligera sin pensar lo que realmente quiere decir, yo me incluyo en esta mala utilización de POM.
      Viejo se es de coco y los rockeros no nos hacemos viejos, pasa el tiempo por nosotros.
      Abrazo.

      Eliminar
  7. Para mí el Scary MOnsters no es una POM pero es un buen disco, a mi gusto el último buen disco como tal del gran Bowie. Después llegaron álbumes con algunas buenas canciones. Abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En eso estamos totalmente de acuerdo, no es POM, es un gran disco. Yo también creo que a partir de aquí hay algunos buenos discos, pero nada comparable con su trayectoria hasta mediados de los setenta. yo ni siquiera soy muy fan del periplo berlinés.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Acabo de escucharlo después de unos cuantos días de repasar, como homenaje al músico, toda su discografía. El disco me parece excelente, con grandes canciones, significativa aportación guitarrera de Fripp y cuidadísima producción de Visconti + Bowie. Para mí es el último gran disco de Bowie.
    Abrazos,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si estoy de acuerdo, después hay algún buen disco, pero como disco grande es el último.
      Un abrazo.

      Eliminar