lunes, 26 de octubre de 2015

And cine by Addison de Witt..."Midnight in Paris" (2011)

LOS QUE LA HICIERON:

Dirección: Woody Allen.
Reparto: Owen Wilson, Marion Cotillard, Rachel McAdams, Kathy Bates, Michael Sheen, Corey Scott, Kurt Fuller, Adrien Brody, Carla Bruni...
Guión: Woody Allen.
Música: Varios.
Fotografía: Darius Khondji.

LO QUE PASA:

Una pareja a punto de casarse se encuentra pasando unos días en Paris con los padres de ella, él: Gil Penders (Owen Wilson), un escritos de guiones de Hollywood de tendencias bohemias y en plena culminación de su primera novela seria, anhela los dorados años veinte del Paris más romántico mientras se aburre con las pijas amistades de su novia Inez (Rachel McAdams) y tiene encontronazos con su suegro (Kurt Fuller), un republicano burgués lleno de prejuicios y opiniones fascistoides.
La pareja termina haciendo vidas separadas por la ciudad, una noche, cansado y algo borracho es invitado a subir a un extraño coche de época tras sonar las campanadas que señalan la medianoche, al bajar se da cuenta de que ha sido trasladado a sus idealizados años veinte...allí conoce a lo más granado de aquel Paris creativo, alegre y hedonista, incluida a una joven llamada Adriana (Marion Cotillard), de la que se enamora platónicamente, durante estas noches locas y surealistas, los acontecimientos le ayudan a tomar determinaciones sobre su vida real, la del tercer milenio.



LO QUE PIENSA ADDISON:

En "Medianohe en Paris" nos encontramos al Allen más onírico y brillante, al Allen que aparca los traumas y los enredos psicológicos de los personajes para dar rienda suela a la esperanza, aunque ésta llegue de la ilusión y la fantasía, tirando de sueños que se realizan, como ya ocurría en "La Rosa Púrpura del Cairo", o de otra manera también en "Alice", para llevar a los personajes a una felicidad que merecen a tenor de sus virtudes y buenos sentimientos.
Owen Wilson sabe dar a su personaje la vena cómica que este exige, se trata de uno de los muchos individuos típicos del neoyorquino, creativos y bohemios que se dejan llevar por personalidades más egoístas y pútridas que la suya y que tiene en la falta de carácter precisamente su encanto y fuerza, Marion Cotillard es preciosa y misteriosa, empasta perfectamente con la concubina que, como Gil, añora tiempos pasados, Rachel McAdams pone su palmito imponente en la piel de Inez, la pija, frívola, ególatra y egoísta niña bien, que oficia además de única riqueza real de un padre facha y desfasado.
Los diálogos entre Pendes y el matrimonio Fitzerald, Hernest Heminway, Dalí, Picasso, la mítica Gertrude Stein y su amante, Luis Buñuel - al que el guionista indica el guión de "El Ángel Exterminador" en un hilarante momento cómico, - Luis Belmonte, T.S. Elliot o Matisse, enredados por las notas al piano de Cole Porter que no para de cantar y beber, son originales y con una evidente vis cómica que despierta sonrisas y provoca una agradable melancolía y un estado de dulce nostalgia en el protagonista.


No obstante lo más interesante me parece el aspecto humano y real del film, esa demostración brillante e incisiva que Allen ofrece de la falsedad tantas veces recurrida por los hombres del "Cualquier tiempo pasado fue mejor", mientras Gil Pendes sueña con el París de los años veinte como cima creativa y romántica de la civilización, ve como su relación con Adriana se desvanece cuando juntos, y de la misma manera que ocurriría al escritor en solitario desde su original 2011, viajan a la "Belle epoque", época dorada igualmente deseada por Adriana y considerada por ésta como el Paris más bonito de la historia, ella decide quedarse en ese espacio y él comprende lo absurdo de continuar viajando en el tiempo cuando Toulouse Lautrec y sus amigos Gauguin y Degas tienen idealizado el renacimiento, como momento clave de la lírica humana y cumbre de la inspiración artística, demostrando lo inutil del argumento de que "cualquier tiempo pasado fue mejor".


El final, predecible pero justo y valiente deja con un buen sabor al espectador tras algo más de 90 minutos de sueños, comedia y un poco de historia del arte.
Estupendo trabajo además de ambientación y extraordinaria fotografía a cargo de Darius Khondji...
Del periplo fílmico iniciado por Woody que le ha llevado por diversas capitales europeas, esta es sin duda mi favorita, maravillosa.

6 comentarios:

  1. Vaya crítica más buena. La vi hace años y me gustó bastante. Muy recomendable. No soy un entendido de la vida y obra de Allen pero la recreación de la época, de los ambientes y personajes-artistas que inundaban las calles de ese París es increíble.

    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amo este film, y como dices la ambientación y caracterización es excelente, además del guión y dirección,
      Gracias y un abrazo.

      Eliminar
  2. Aunque no me considero experto en el cine de Allen, considero que ésta es una gran película.

    Gran crítica, amigo.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Evánder, la verdad es que es una película maravillosa, de las mejores del último Allen.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Sin duda con este film recupero la chispa que habia perdido......Una pelicula buena en general...y que estaria para mi entre las mejores de la ultima decada del director,,junto a Blue Jasmine..
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda en mi opinión Blue Jasmine es la otra que la peta en los últimos años, Match Point esta muy bien y alguna otra pero con estas dos recupera viejas sensaciones.
      Saludos.

      Eliminar