martes, 29 de septiembre de 2015

Seasick Steve -"Sonic Soul Surfer" (2015)


Decir que todo sigue igual es muchas veces la mejor opción, y ese principio que hemos convertido en negativo es lo que le da carta de naturaleza a Seasick Steve para afirmar que esta labrando una huerta bluesera de tremenda enjundia, donde cada fruto es un nuevo trabajo que certifica que en la buena música americana todo sigue igual, es decir, todo sigue siendo magnífico y genuino, todo es fruto de la tierra, y el tiempo apenas hace mella en los resultados, su nuevo disco no hace sino reafirmar este comentario y dejar patente que por suerte: todo sigue igual.
Y esto es así porque en "Sonic Soul Surfer" el blues sigue siendo blues, sin demasiados fungicidas ni fertilizantes, ni mucho menos antiparasitantes...todo es natural, como lo es el bueno de Steve Gene Wold, tipo libre y auténtico que tras décadas de músico callejero, vagabundo y trotamundos se permite con 74 años en la cerviz (parafraseando a Cisco Fran) editar su séptimo trabajo en una carrera de apenas una década de duración dentro del circuito profesional.
Y vuelve a acertar, porque a estas alturas de la película y con todos los amaneceres y anochecidas que lleva en las retinas el viejo Seasick, haber quien le convence de que algo debe cambiar...no...todo sigue igual... y que siga.


El blues de Seasick tiene mucho de country, de country de camino y frontera, de anden en medio del desierto y de tren de mercancías, el blues de Seasick es un blues de ojos cansados de otear horizontes y gargantas lubricadas con licores baratos y eso le da un sabor a su música entre auténtico, eterno y personal e intransferible.
"Sonic Soul Surfer" es otra colección de canciones geniales, de latidos y vida interior, que no parecen paridas por un tipo que pasea la setentena.
Con ese inevitable tono artesano y rudimentario nos sorprende con temas de aroma country dentro del blues que domina el corazón del autor en cortes como: "Roy's gang", "Right on time", "Heart full of scars" y "In peacefull dreams".
Blues de carretera con intensos riffs que recuerdan a los mejores ZZ-Top contiene este álbum en canciones como: "Bring it on", "Barracuda' 68" y la irresistible "Sonic soul boogie".



No acaban aquí las bondades, pues hasta ahora todos los temas son gemas de intenso sabor bluesero con denominación de origen, lo mas evidentemente brotado de la tierra circundante al cruce de los negocios diabólicos se encuentra en las clásicas: "Dog gonna play", "Swamp dog", "We'be moving" o "Your name", ninguna de ella esconde secretos y todas ellas supuran pasión y fe.
Cierra este catálogo la luminosa y heredera de muchos palos: "Sumertime boy", excelente tema de campesina belleza.




La obsesión de encontrar detalles que cambien nuestros mundos y sensaciones musicales no forman parte del modus operandi de Seasick Steve, ni falta que le hace, nuestro amigo con 74 castañas demuestra que muchas veces no hay mejor manera de sonar actual y eterno que atarse al no siempre conservador concepto de todo sigue igual, Seasick lo demuestra con este fantástico "Sonic Soul Surfer.

4 comentarios:

  1. No lo conocia...y aunque estos sonidos no estan entre mis preferidos...lo cierto es que este tipo me ha despertado mucha simpatia...Me pondre con este disco .
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por probar no se pierde nada, y el tipo es dificil que no caiga bien, yo le he visto pasearse por el BBKLive botella en ristre por el recinto y charlando con el personal en el concierto de Black Crowes, un crack.
      Saludos.

      Eliminar
  2. Un discazo. Me gusta lo de los 74 años en la cerviz. Abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa frase de Cisco es genial me gusta mucho jajaja. El disco es una pasada y seasick un tipo excelente.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar