jueves, 30 de abril de 2015

Bozz Scaggs - "A Fool to Care" (2015)


Hace aproximadamente dos años, el señor Boz Scaggs nos sorprendía gratamente, con un disco: "Memphis", formado practicamente en su totalidad por versiones. Aunque no soy de recopilatorios ni discos de covers, reconozco ahora, como hice entonces, que el disco me gustó, elegante y con una excelsa selección de temas que revisita el maestro de Canton como solo los grandes saben hacer.
El disco funcionó, y lo hizo tanto en cuanto a aceptación popular, como en la estimación de la crítica especializada que lo ensalzó de forma casi unánime.
Hace unos días empezaron a verse en las repisas de las tiendas el nuevo trabajo de Scaggs, éste titulado: "A Fool to Care". Confieso que tenía ganas de echármelo a las orejas, pues soy rendido fan del ex de la Steve Miller Band, quien desde que tubo el buen tino de abandonarla para empezar una intachable carrera en solitario que daría el pistoletazo de salida con aquella obra maestra de 1969 "Boz Scaggs" que sigue siendo uno de los discos de mi vida, soy rendido admirador.
Rápidamente lo adquiero a sabiendas de que se trata de una segunda parte de aquel "Memphis", cosa que hasta horas antes de su compra ignoraba, es decir un disco de versiones con tres de temas inéditos, con misma producción del gran baterista (y productor) Steve Jordan, grabado en únicamente cuatro días, con elenco de lujo y un par de acompañantes femeninas de relumbrón.
El disco, como no podía ser de otra manera es un manual de elegancia, saber hacer y atender el debido tino a los detalles, la elección de temas es de enjundia y demuestra gusto, el traclist incluye temas de Crutis Mayfield: "I'm So Proud", uno de los momentos dulces del disco, debido a la incontestable delicia melódica del original que esta revisitado de forma sweet y elegante.
Vuelve a tocar una pieza del cancionero de Al Green en: "Full of Fire", soul de inspiración mas bailable y funk, versión a la que nada se le puede achacar y que cuenta con la participación excelente del cuarteto de cuerda The Love Sponge Strings.
También el tema de Ted Daffan: "I'm a Fool to Care" popularizado por Les Paul y Mary Ford, al que Boz le resta Caribe y le añade asfalto, acelerando el ritmo y dotándolo de una mayor suntuosidad sónica.
Todo parece estar en orden hasta ahora, la única pega es que el disco me toca pero no me atrapa, me llega pero no me conquista, me agrada pero no me encandila...


Es posible que la disposición que hacia el trabajo presento no sea la mas apropiada, pues no varía demasiado la propuesta con respecto al precedente, el ya comentado "Memphis", pero lo cierto es que las sensaciones no son las mismas, creo que lo que me ocurre es que siento que esto ya lo he oído.
Tal vez a eso se deba que los momentos que mas me gustan, los que de verdad me han hecho sentir algo mas sean precisamente los que ofertan algo diferente.
En primer lugar las dos colaboraciones femeninas me seducen plenamente, en "Hell to Play", único tema compuesto por Scaggs, se hace acompañar de la voz de Bonnie Raitt, que como siempre su lírico hieratismo se adhiere a los aires countrys tintados de blues o viceversa, y eso es lo que ha parido Boz, un buen country de taberna y tristezas que da un toque de diferenciación al tracklist.



La otra ilustre voz que acompaña a nuestro protagonista es la inefable Lucinda Williams, con ella cierra el disco versionando de forma admirable y sorprendente a The Band, mas exactamente el "Wishperingg Pines" que Manuel nos dejo de herencia y que significa el momento que mas disfruto del álbum, por lo excelente de la revisión y también por el amor que siento por este tema incluido en "The Band" (1969).


El primer single que se extrae del disco y sirve de lanzamiento para el mismo es un tango francés compuesto por el amigo de Scaggs Jack Walroth, titulado: "Last Tango on 16th Street",se trata de un bonito tema, un tango en el que suena un piano no demasiado porteño, una guitarra no demasiado arrabalera y una acordeón que es eso, una acordeón, no un bandoneón, pero que tiene en la fibra de su afrancesado sonido el alma del tango, y eso que Scaggs canta de miedo, aunque no le sangran las cuerdas vocales por el infeccioso dolor etílico de los gauchos que pasean sus penas por los cafetines, pero suena a tango, a noche y a romanticismo, un bonito tema.



El resto es lo ya comentado, buenos covers, elegantes, con todas las piezas donde deben estar, con el sello del arte de Scaggs impreso en su sonido, pero que a un servidor suena a ya escuchado antes, como que llueve sobre mojado.
El tema de Rick Danko y Robert Guirdy que interpreto Bobby Charles: "Small Town Talk", "There's a Storm a Comin'" de Richard Hawley, la golosina de The Spinners: "Love Don't Love Nobody", de nuevo con The Love Sponge Strings haciendo un gran trabajo en la sección de cuerda o el otro tema compuesto por Jack Walroth: "I Want to See You" son alguna de las canciones que completan el tracklist, impoluto, no diré yo lo contrario de este perfectamente fabricado disco de mi idolatrado Boz Scaggs, que sin poder oponer resistencia a su confección no ha terminado, hasta ahora, tras no pocas escuchas, a engancharme como si hizo hace un par de años, la primera, y entonces novedosa, parte: "Memphis".

12 comentarios:

  1. Creo que pasare primero por 'Memphis' y después por este. Fantásticos los temas que has seleccionado.

    Un abrazo y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me parece buena opción, primero Memphis, las dos damas estan muy bien en sus colaboraciones.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. " el disco me toca pero no me atrapa, me llega pero no me conquista, me agrada pero no me encandila..." Has definido perfectamente lo mismo que he sentido yo con este disco, pero lo seguire intentando porque calidad le sobre, y el de Memphis tambien me costo un poco, hasta que me engancho del todo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pue el caso es que a mi "Memphis" me gusto desde el principio, bueno este yo creo que gustará a mucha gente también.
      Salud.

      Eliminar
  3. Nunca he entrado en la onda de Scaggs, como de tantísimos otros, quizás por falta de ganas o de no haberle cogido desde el principio, cuando se marcha de la Steve Miller Band (gran grupo, por cierto) y empieza a grabar en solitario. Por lo que leo, este su último trabajo no sea quizás la primera recomendación para adentrarse en la carrera del artista. Y el "Memphis" parece ser una opción más acertada. Si lo veo, en alguna de mis correrías urbanas, me haré con él.
    Abrazos,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si a mi tambien me gusta la Steve Miller Band, pero el ocupaba un segundo lugar y no podía destacar. Yo te recomiendo para empezar con el cualquiera de sus discos de finales de los sesentz y principios de los setenta, impresionantes.
      Abrazo.

      Eliminar
  4. me aptecia escucharlo pero leido el post me lo tomare como un bonus disc del Memphis asi creo que debo verlo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me parece un punto de partida muy acertado.
      Saludos.

      Eliminar
  5. Eres más rápido que Billy el niño, ja,ja!!
    Espero escucharlo este fin de semana. Seguro que merece la pena, aunque no llegue al nivel de "Memphis".

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este lo tenia encargado jajaja, bueno el caso es que realmente no hay nada que lo haga inferior a "Memphis", yo creo que es una percepción mia.
      Espero que te guste (no es mal disco en absoluto).
      Saludos.

      Eliminar
  6. Un tio al que siempre me sacare el sombrero ! yo con Boz tengo la particularidad de añejar sus trabajos pero con este no me pude resistir y lo cate apenas salio a la cancha . Quizas ese aire de Last Tango me haya hecho revertir mi postura . Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que la carrera de Scaggs es impoluta. Yo también añoro sus antiguos discos con ese aire a lo Van Morrison, pero...
      bonito tema ese Last Tango.
      Un abrazo master.

      Eliminar