lunes, 22 de septiembre de 2014

Reigning Sound - "Shattered" (2014).

Hay discos que tras sus primeras escuchas y haciendo un sesudo análisis de como han llegado a ti, acabas claudicando ante la aparentemente absurda idea de que alguien en algún lugar debió dejar impreso este encuentro en la hoja de ruta de tu destino, como que necesitas adjudicarle motivos mágicos o divinos a tan milagroso encuentro. Esto intuyo que ha debido ocurrir con este "Shattered" de los norteamericanos Reigning Sound.



Una vez mas, excelsos compadres blogeros abren los obtusos oídos de este cronista con sus interesantes artículos, en este caso sobre este disco, hablo de JohnnyJesús y Rio Rojo. Estas reseñas las podréis consultar pinchando en los enlaces:

http://woody-jagger.blogspot.com/2014/09/reigning-sound-2014-shattered.html
http://www.riorojo.org/2014/08/reigning-sound-shattered-merge-records.html
http://jesusmba26.blogspot.com.es/2014/04/reigning-sound-falling-rain.html

Debo agradecer a Johnny la deferencia de hacerme llegar el disco, incapaz de encontrarlo ni virtual ni físicamente.
Y llegó la hora de pincharlo, se opero ipso-facto la milagrosa circunstancia que contaba en el primer párrafo y desde entonces no ha parado de sonar, mi desconocimiento de este proyecto era total y me lanzaba a la piscina desnudo, sin bañador y desconociendo la temperatura del agua o si alguien nadaba en ese momento bajo mi inminente zambullida.
Todo salió a pedir de boca, temperatura deliciosa, pudor olvidado al comprobar que nadie esperaba mi lanzamiento ni se vio individuo alguno perjudicado por mi salpicadura, todo perfecto, no me salgo de la piscina.


Nada mas pinchar el disco te penetra una sensación de retro-electricidad en el cuerpo, sensación que varía pero no muta a lo largo de la exquisita escucha del album, poblado de sonoridades garajeras de suave condición que se mezclan con pop de barroca pero no pesada orfebrería sónica y un rhythm & blues elegante y sinuoso, toques beat y mod y una capa de soul que lo purifica todo dotando al conjunto de una sedosidad sonora encantadora.
Si además las melodías son limpias y fluidas, la producción da en la diana e incluso la duración de cada corte parece regida por un Dios superior dominador de las coordenadas temporales, es obligado claudicar ante la evidencia de que nos encontramos ante uno de esos Lps que se quedan para siempre, que son recurrentes durante los restos y que marcarán la diferencia de este 2014.
Se lucen con un versionón de muchos quilates del "Baby, It's too Late" que popularizaran Shadden and The King Lears hace casi 50 años, dotando al cover de unas ácidas y grasientas guitarras garajeras que lo insuflan una fuerza que los coros atenúan y el estribillo manda de una patada a los sesenta mas retro y underground.
Pero la aventura empieza antes, nueve cortes antes con la irrupción de un órgano sesentero que recuerda al tan oportunamente utilizado por iconos mod patrios como Los Flechazos, rhythm & blues y rock garitero sixtie a la sombra de ese órgano que nos recorre el cuerpo en este inicial pelotazo titulado "North Cackalacky Girl". En esa misma onda se desarrollan otros temas como la estupenda "My Rain" de melodía fácil de asimilar y una aire mas yanky o "My my" con una guitarra que, esta si que si, me recuerdan a mis admirados Flechazos, aquellos de sus primeros y mas sesenteros discos, tema que viaja del brit pop al mod sin olvidar el garaje de forma arrebatadora.
No se desvía demasiado de estos parámetros pero con una mayor presencia soulera la impecable y arrebatadora "You Did Wrong" con un acercamiento a los sixsties Animals.
Y hablando de soul, el cierre del disco "I'm Trying (To Be the Man You Need)", es eso mismo, un bellísimo canto de negroides connotaciones que dice adiós a la ventura de chocar con este disco.
Un elaborado trabajo de cuerdas a base de violines para una preciosa y popera "Never Coming Home" que es un como un terrón de azúcar diluyéndose en la lengua, y otro terrón para derretir al son de la ortodoxia soul de melódicas poperias de la suave voz y vaporosas guitarras de "If You gotta Leave", como dice un amigo mío: Bonica del tó.






Unas acústicas dan entrada a una eléctrica soleada y californiana, selectos arreglos de cuerdas y mucho glamour elegante y desfasado que crean un ensoñador conjunto que nos mece en la escucha de la breve y bella "Once More".
El órgano vuelve ha hacer de las suyas en la genial y lírica pureza melódica de la estupenda "Starting New".
Y dejo para el final la efervescente electricidad de la guitarra que martillea el estribillo fino y sedoso de la maravillosa "In My Dreams", quizás y digo quizás mi favorita, por penetración eléctrica a través de los poros hasta el sístole y diástole del que suscribe, genial.



Como genial es el disco completo de Reigning Sound, este tremendo "Shattered" que es una argamasa de estilos combinados con sapiencia y naturalidad, pop melodioso y hermoso, alma soulera y fuego garajero y unas gotas, que yo al menos si detecto de mod, un disco de esos que sabes que se van a quedar.

4 comentarios:

  1. Para mí es hasta el momento el disco del año, se dice pronto. Gracias por la mención y por el enlace mysuperfriend. Abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti amigo por presentarme a esta banda, y sin duda puede serlo, y sino uno de los dos o tres del año, un disco enorme.
      Abrazo.

      Eliminar
  2. Esta banda y todo lo que toca el "tito" Carl es mano de santo para todos los males. Grandes, Grandes, Grandes.
    A mi antes que recordarme a los Flechazos (pelín pulcros para un servidor) me recuerdan a unos Surfin Bichos del principio.
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Confieso que hasta hace poco desconocía la produccion de este grupo, pero me he reclutado como voluntario a su batallñon.
      También suenan a los bichos si...
      Saludos y bienvenido Santi.

      Eliminar