domingo, 12 de enero de 2014

The Final Countdown - Cuando Conocí a The Beatles, 28/01/2012. - ¡Como pasa el Tiempo!


¡Como pasa el tiempo!, con esta acabamos este recorrido por los dos últimos y a la vez primeros dos años de vida de este blog, han sido diez entradas que en un momento dado han significado un poco mas, han hecho que el pobre Addi sea mas humano y se muestre mas desnudo ante un mundo que no siempre es hostil, a veces incluso hasta se muestra comprensivo y dispuesto a la colaboración desinteresada e incluso alegre, eso lo ha aprendido nuestro amigo en estos dos años de música, sentimientos y letras, muchas letras, pero también amigos, algunos aún desconocidos, otros ya con rostro, voz y abrazos que se quedan adheridos a la piel, a la osamenta de la espalda y los hombros, otros diréctamente habitan en un apartamento del corazón, cuando empezó todo, aquel 14 de enero...Como pasa el tiempo.
Este fue uno de los primeros posts que escribí y de los mas sinceros, conocer a The Beatles es una etapa ineludible en el proceso de aprendizaje al que todos nos vemos, sin saberlo muchas veces, sometidos durante nuestra vida de melómanos, de rockeros...
Y yo conocí a The Beatles gracias a uno de los discos mas denostados y menos queridos de Macca, y con los ecos de la voz de mi padre educándome y aguantando mi adolescencia como podía..."cuando conocí a The Beatles"...Como pasa el tiempo.
...Y el martes dos años...¡como pasa el puto tiempo!

1. Cuando Conocí a The Beatles.
Publicado el 28 de enero de 2012.

A los trece años aquí el menda ya estaba como loco por el invento este de la música, y además desde hacía tiempo, lo que en aquella época escuchaba era básicamente todo lo que salía de esa factoría ubicada en malasaña que responde al rimbombante nombre de"la movida",  Radio Futura, Secretos, Alaska, Gabinete... ya sabéis. Además de darle, aunque menos, al tecno pop propio del momento, Casal, Vídeo e incluso tube mi temporadilla Mecano. El rock de fuera de Madrid también tenía cabida en mis cintas agfa o tdk grabadas de la radio, Loquillo (el de "El Ritmo del Garaje", el de verdad), Rebeldes, Golpes Bajos, incluso algo de Duncan Dhu...algo de rock mas durete: Barón Rojo, Leño. Básicamente la música patria de aquellos primeros años ochenta, sin olvidar a Miguel Ríos, claro.
Mi padre no era un tipo demasiado musiquero, lo único que a este respecto me decía era algo así como: "Vaya mierda de música que escuchas hijo... los bitels, esos si que eran buenos, fueron tontos en separarse con la de tela que estaban ganando", sigue diciendo lo mismo aún, y razón no le falta, eran muy buenos. Pero por aquel entonces yo no lo sabía, y mi padre lo que desconocía era que solo bastaba que me dijese aquello para yo negarme en redondo a escuchar a aquellos tíos de los que, por cierto, todo dios hablaba, deliciosa adolescencia.Y en estas me encontraba yo, delante del primer televisor en color que entró en casa, comprado para el mundial de fútbol del 82, viendo vídeos musicales, posiblemente Tocata, cuando emitieron el vídeo de un tal Paul McCartney, me sonaba el nombre, aunque yo creo que en aquel instante no lo relacionaba con los Fab Four, apenas tenía música en ingles y no me interesaba nada, pero lo que paso a continuación supuso un punto y aparte para todo, para todo...
I can wait another day...untill I call you... Esta es la estrofa de entrada de "No More Lonely Nights", pensé que nunca había escuchado nada tan hermoso, sigo pensando que esa entrada es una de las mas dulces y deliciosas de la historia, me quedé petrificado, era algo nuevo, esa voz, esa fluidez melódica, ese estribillo, era genial. Así que como mi peculio en aquella época era o poco o nada, me baje con un amigo al rastro, mucho mas barato, y compre la cinta en la que estaba aquel tema que me había subyugado: "Give My Reggards To Broad Street", y aquí es cuando conocí a The Beatles.
Se que muchos pensáis, y seguramente con razón que este es un disco errado e incluso un poco jeta del amigo Macca, al fin y al cabo se trata de un sofrito de canciones de los Fab Four y alguna suya tanto en solitario como con Wings, que versionó con desigual fortuna con el propósito de utilizarlas para un proyecto cinematográfico que compartía titulo con el álbum y del que creo que es mas piadoso no mencionar nada.
Pero un servidor conoció "Yerterday", y "Here, There and Everywhere", y "For No One", y "Good Day Sunshine", y "The Long and Winding Road" y "Eleanor Rigby"... y no dejaban de sonar en casa, y no podía dejar de pensar en ellas, en lo hermosas que eran. Ya me había enterado por mi madre, que eran de The Beatles, y me contó que su favorito era Ringo, y que a John le mató un chalao y que la música lloró, (una vez mas), que Paul le caía mal porque era un poco chulito y... "Y que mas ama, cuentame, tubieron tanto éxito como dicen", "Es verdad que lo cambiaron todo, y que la música nunca volvió a ser igual"... dime. 


Con ese disco crucé la habitación a la dulce perdición, a esa vía de una sola dirección que es la músico de aquellos cuatro seres excepcionales, y escuche, entre los acordes de "Good Day Sunshine" como se cerraba la puerta a mi espalda, dejandome atrapado para siempre jamas, condenado a escuchar esos temas una y otra vez, y mi padre... "Antes no querías ni verles a los bitels, y ahora no escuchas otra cosa", mi padre es así, pero es majo.
Por eso cuando oigo ó leo a la gente meterse con "Give my Regards to Broad street" me duele, entiendo la crítica pero me duele, porque el día que conocí ese disco, conocí a The Beatles, y ese fue un momento clave en,              si en mi vida.

Un saludo a todos.

12 comentarios:

  1. Vale cualquier cosa para conocer a los Beatles pues si el camino te lleva a la rectitud ( parezco el filosofo) Bueno ese disco es raro para conocer a,lso Fab 4 sobre todo si lo escucho ahora pues no es lo mejor de la discografia de Paul pero yo comence con doce años y el album blanco que tampoco es lo más fácil para un chavalin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que pasa es que yo creo que con trece años y en plena eclo´sión pop, esos temas, casi todos baladas, en unas versiones tan sueves venían al pelo para alguien contemporaneo de aquella época, lo tuyo con 12 años y comenzando con The White album me parece mas heavy la verda...
      Lo importante es llegar al camino de la saviduria jajajaja...
      Saludos.

      Eliminar
  2. Ese disco tan denostado es una maravilla (otra cosa es la peli...). Paul tiene todo el derecho a hacer las versiones que le de la gana porque son temas suyos y siempre es interesante verlas desde un punto de vista diferente. Y si te valió para conocer a los de Liverpool... ¿Podriamos imaginarnos una vida sin ellos? Yo empecé a escucharlos con 6 años y fui disfrutando con cada disco que iban publicando. Soy un afortunado por haber crecido con ellos. Y ahora por compartirlos con gente como tú. Vivan Los Beatles.
    Abrazo gigante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo adoro este disco Paco, la peli es imposible la verdad, pero es que las versiones me parecen alguna de ellas deliciosas...cuando yo nací se acababan de separar..Vivan The Beatles...gritemos todos.
      Otro gran abrazo para ti Paco.

      Eliminar
  3. Tendría 12 o 13 años y mi padre apareció con un disco de Elvis que casi desgastamos mi hermana y yo, luego como no vendrían The Beatles, también qué remedio "la movida", pero ahora recuerdo que grababa temas sueltos y no sabía que aquello era Dylan, Jefferson,etc. y otros que hoy en día he retomado y que ahora se que entonces, se hacían cosas maravillosas. No sé me comparo con la edad de mis hijos y no tiene nada que ver y no es por lo de la diferencia generacional no, porque aquello después de mas de tres décadas sigue siendo genial, algo que no creo que pase con mucho de lo que se está haciendo ahora.
    En fin, es verdad como pasa el tiempo Addi. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro Jane, es que hablamos de la edad de oro, los cincuenta, sesenta y hasta al menos la mitad de los setenta el rock es una catarata de arte imparable, hoy las cosas han cambiado, y eso que estamos en una buena época entiendo, pero Elvis, Beatles o Dylans...pues como que no.
      Muxu.

      Eliminar
  4. Espeluznante post. Los beatles y yo somos una misma cosa. Los llevo tatuados en mi piel, en mi mente y mezclados en mi hemoglobina. Mi vida ha girado y gira alrededor de ellos. Son la unica banda de rock que trasciende al rock. Son sé si son musica, historia, cultura, un formato de vida o un antes y un después pero...nunca he tenido una sensación de plenitud tan grande como el primer dia que puse los pies en Matthew Street. LLoré tanto que jure no volver...por eso iré al infierno, por que volvi y volveré una y mil veces!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los Beatles son como la vida en la tierra, se abren camino en cualquiera que ose poner sus sentidos al servicio de su arte.
      Yo tambíén senti cosas cuando andaba por esas calles, es inevitable.
      Abrazo y gracias por pasar.

      Eliminar
  5. Yo los conocí con doce añitos, y ya han pasado unos cuantos desde entonces, jeje. MI vieja guitarra, mi tocadiscos y yo sabemos los cientos de horas que te dedicaríamos a estos cuatro tipos.
    Bonito post, amigo. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay amigo Evánder, horas de tocata y trastes en los dedos con estos cuatro tíos...ya lo creo, cuantos ratos inolvidables nos han hecho pasar, que grandes.
      Gracias tío, un fuerte abrazo.

      Eliminar
  6. El disco de Maca para mí es de sentimientos contrastados. Unas veces me cautiva y otras me echa para atrás con tanta versión. La balada que da titulo al disco es maravillosa ( inclluído el solo de David Gilmour) y además tiene 2 rocks vibrantes que me vuelven loco : " Not To Such a Bad Boy " y " No Values". Temas originales que no los he vuelto a oír en cualquier otra versión....
    De los Beatles....son todo un universo. Mi medico de cabecera me ha dicho que sufro Beatlemania aguda. Lo bueno de esa epidemia es que no tiene vacuna alguna. y por lo que veo nos soy el único.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rayader, bienvenido, me alegra verte por aquí...No te aseguro que no eres el único que parece tan dulce dolencia, y como dices por suerte sin vacuna.
      Siento algo parecido por este disco, pero yo lo tengo tanto cariña que siempre termino amandolo.
      Hasta cuando quieras, saludos.

      Eliminar