viernes, 26 de julio de 2013

...And Libros by Addison de Witt - La Tabla de Flandes - Arturo Perez Reverte

No se puede decir que mantenga una relación fluida con Perez Reverte, sus artículos no me dicen gran cosa, no sigo sus novelas desde hace años debido en parte a la centralización que en la serie "El Capitan Alatriste" parecieron sufrir, y a mi El Capitan Alatriste ni fú, ni fá.


Si recuerdo en cambio que hace ya varios años leí de forma consecutiva dos de sus novelas, las que quizás impulsaron de forma definitiva su carrera como escritor, hoy exitosa y plagada de Best-Sellers...
La primera de esas novelas, (La segunda fue "El Club Dumas") fue "La Tabla de Flandes".
Se trata de un relato de lo de siempre, suspense, intriga y tensión en torno a un invisible y peligroso personaje que persigue a la protagonista, Julia, una joven y atractiva restauradora, el invisible personaje pronto empieza a pasar de las palabras a los hechos, cuando empiezan a aparecer cadáveres de amigos y examantes de  Julia, dando la sensación de que ella misma sera finalmente la visitada por tan díscolo individuo, que para no ser original persigue, la tabla de flandes... un lienzo flamenco pintado por el imaginario Van Huis, en el cual dos personajes entablan una partida de ajedrez bajo la atenta mirada de un tercer elemento, en este caso una mujer.
Entre los elementos químicos que coloreaban la estampa aparece oculta una inscripción en latín que dice en nuestro vulgar cristiano algo así como: "¿Quien mato al caballero?"...
Pronto Julia, ayudada por Cesar, un prestigioso anticuario homosexual, que además de tutor de nuestra chica, es también padre, amigo, confidente e incluso madre, Menchu, tratista de arte, frívola en su vida privada, repleta de fracasos y llena de lujos conseguidos por sus oficios, desprovistos de todo tono ético en el mundo del arte, y que es quien maneja los asuntos de la tabla flamenca en la ambición de sacarle el mayor beneficio económico, por lo cual esta dispuesta ha llegar al final del misterio que los afeites que forman el cuadro ocultan. A la primera vista, se trata de una partida de ajedrez, pero la mencionada inscripcion encontrada por Julia, pronto revela una realidad historica, un misteriosos e irresuelto asesinato cuyo esclarecimiento se esconde entre los afeites que dan forma al lienzo, hecho este que multiplicara cualitativamente el precio de la tabla en una próxima subasta, en la que todas las salas quieren tener el cuadro congado, siempre que Julia y su sequito consigan descifranr el enigma, tras una primera pero minuciosa tasación histórica aparece una autentica aventura medieval entre los personajes del lienzo.
Tres personajes históricos relacionados entres si, y que la muerte de uno de ellos Rogger de Arras, bien pudo cambiar la marcha de la sociedad pretérita en el momento de la pintura, y cuya resolucion se puede conseguir cientos de años después, jugando la partida de ajedrez que se ve en el cuadro.
Muñoz, un huraño jugador de ajedrez con miedo a ganar es el elegido para continuar con la partida, partida que salta a la realidad al morir Alvaro, brillante historiador y ex amante y profesor de Julia.
Pronto comprobamos que los movimientos del tablero se dan no solo en la partida que empiezan a librar Muñoz y el extraño y oculto personaje, empiezan a tener continuidad en la vida real, en coste de empate entre muerte a una ficha del tablero a muerte de un personaje del entorno de Julia, pues a todos les ha sido adjudicado una pieza del tablero que si es comida...
En este entorno se desarrolla la novela, clásico despliegue de tópicos, en cuanto a la historia de los personajes, recuerdos que vuelven a cobrar importancia, carreras en la oscuridad, luchas intestinas en el mundo de la tasación por hacerse con la tabla y las predecibles y generosas comisiones que su venta puede producir...
La relectura me ha resultado entretenida, y no mucho mas, tópicos personajes que no encierran demasiadas novedades y nada nuevo bajo el sol en cuanto a tratamiento de la trama, en clave policíaca, con esa prosa cinematográfica que domina Reverte y con fluido discurrir de acontecimientos gracias a la ligereza de unos personajes sencillos, sin apenas tratamiento psicológico pero de carne y hueso y coherencia psicológica.
Esquema básico en este tipo de novelas y situaciones que no por manidas dejan de ser efectivas, pues lo son, asesinatos con algún detalle burdo o de no muy buen gusto, (escasa aportación el sádico detalle de la botella), y por lo demás, argumentalmente, tranquilidad y buenos alimentos.
Amena y rápida es su lectura y no demasiado sorprendente su desenlace, pero si bien escrito y bien tratado, dejando un poso de satisfacción prudente en el lector.
Buena lectura para estos días estivales, en los que ocasionalmente el aburrimiento puede ganar terreno a la entretenida vida veraniega en determinadas horas de vació, la poca implicación emocional que precisa hace de "La Tabla de Flandes", insisto una buena y cómoda opción para estos días de playa o monte.
Eso si, no esperéis nada hilarante ni indómito, entre estas páginas no encontraréis glorias de ese pelaje, para eso "Crimen y Castigo" de mi primo ruso.

2 comentarios:

  1. Bueno, por lo que comentas, tiene pinta de ser un muy buen libro. Lamentablemente, estas ante un pesimo lector literario. Leo mucho, pero biografias, informacion, etc. Nunca pude entrar en el mundo de la literatura. Es que precisa de un estado de tranquilidad y atencion que no puedo tener. La musica puedo tenerla acompañandome mientras hago otras cosas. Pero no se. Nunca pude sumergirme. Cuando lo he hecho, estoy atento a lo que leo, pero por otro lado ansioso por terminar y moverme. Secuelas de escuchar Metallica a los 4 años ajajaj.

    Hey, escribi ayer una reseña de una banda under de Uruguay que esta muy buena. Tiene grandes influencias de los Stones, Creedence y Cash con una actitud algo punk. Esta muy buena. Lamentablemente no tienen la atenciones que merecen. Tal vez te guste. Y sino, al menos conoceras de una banda uruguaya poco conocida: http://hoboblues2013.blogspot.com/2013/07/matias-cantante-y-los-extraterrestres.html

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Santiago Bogacz: Es un libro entretenido, cuando lo leí hace varios años me gusto mas que ahora, la verdad, pero sigue siendo una novela entretenida. Es que con cuatro añitos y dandole a Metallica tienes que salir por lo menos hiperactivo jajaja
    Yo de Uruguay conozco a Cuarteto de Nos y la verdad es que me gustan, claro que escucharemos la banda que me comentas.
    Saludos y gracias por pasarte.

    ResponderEliminar