lunes, 18 de junio de 2012

Azkena Rock Festival- 2012, Jueves - 14/06/2012 - Vitoria Gazteiz

Un año mas hemos dedicado unos días de la frontera entre la primavera y el verano a pasear nuestra osamenta por las calles de Gazteiz y por las campas de Mendizabala ubicadas en dicha ciudad, fría a partir de cierta hora de la tarde.

Este año con la inquietante incertidumbre de como saldría el evento, incertidumbre creada tras los episodios del "Caso Ozzy", ya que no a todos sentó bien que perdurara en la cabecera del cartel después de la anulación por los motivos ya conocidos de la actuación prevista de Black Sabbath, y menos, después de la, digamos, decepcionante impresión que causó el año pasado con su show en este mismo escenario.
El cartel, con menos nombres mediáticos que otros años, y haciéndose notar la ausencia total de algún grupo actual que goce de fama y calidad (aunque sea supuesta), y que sirviese com reclamo de público, además de la crisis, cambios de horarios, cartel con bandas de "dinosaurios" como Status Quo, no demasiado importantes por estos lares o Lynyrd Skynyrd , cuya formación con un único superviviente de aquellos que en 1973 iniciaran la leyenda del rock sureño con aquel imprescindible "Pronounced Leh-Nerd Ski-Nerd" al que seguirían un ramillete de grandiosos álbunes hasta que la tragedia les sacudió a varios pies de altura...
En definitiva, ingredientes que creaban un caldo de cultivo de debate encendido sobre el devenir del festival en la presente edición. Confieso que yo también sentí cierto desasosiego según se iba perfilando el cartel y en varios momentos el desanimo pudo conmigo, este desanimo acabo muriendo solo y solitario horas antes del inicio del festival, asesinado por el viejo enanito que antes de estos eventos rockeros ronda mis tripas adelantándome buenas nuevas futuras.
Sol de justicia, aunque menos calor que el año pasado, en la cola de las pulseras y en la posterior, mayor aún, que da acceso a las instalaciones, y una vez dentro, lo de siempre, adrenalina y primer vistazo al recinto, todo en su sitio, bueno todo no, alguna barra que no estaba donde solía, y alguna cosillla mas, pero todo mas o menos como siempre.
Cambio de moneda, en el ARF no se paga con Euros, se paga con billetes, púas de guitarras y movidas parecidas, con tickets vaya.
Primeros vistazos al programa y primeras cábalas, este año no veníamos con ellas hechas y hemos improvisado mas que en anteriores ocasiones, y por la hora teníamos el tiempo justo para degustar el primer sorbo de cerveza, de cara cerveza, y por pies al escenario 1, "Levon Helm", para ver a Blue Oyster Cult.
Y a las 19:30 saltaban al escenario los de Long Island, la veterana formación liderada por Eric Bloom y Buck Dharma evidenciaron que estaban en buena forma e hicieron bueno aquello de "quien tubo, retuvo...", ofreciendo un disfrutable bolo, que, como pasase un año antes con Black Country Comunnion programados en mismo día y hora, se hizo corto y no muy bien ubicado, hubiese resultado mas adecuado a una hora mas tardía, teniendo algo mas acústico y tranquilo antes para entrar poco a poco en ambiente.
No obstante los neoyorquinos tiraron de tablas eligiendo un setlist resultón y efectista que metió al publico rápidamente en situación, interpretando alguno de sus temas mas conocidos con oficio e incluso con ciertas dosis de virtuosismo guitarrero. En definitiva, un concierto corto pero entretenido, en el que quien mas quien menos disfruto y terminó estando en sintonía con el entorno, entrábamos de la mano de BOC en el ARF-2012.
Y empezaba el movimiento, de allí al escenario 3, "Robin Gibb", quizás el que mas hemos visitado este año, para acabar deslumbrados por la que tal vez haya sido la actuación del festival en opinión de quien suscribe: Israel Nash Gripka ofreció un concierto de fuerte sabor americano de tradición sureña, con un estilo que mezcla el rock clásico de raíz con ecos del Neil Young mas racial, ejemplificado este estilo claro, preciosista en las guitarras a través de unas canciones de bellas melodías e intensos estribillos que hicieron las delicias de los allí presentes que disfrutamos de lo lindo con los extraordinarios temas de este fantástico artista, eso si, nuevamente supo a poco, un gran artista al que hay que seguir con lupa pues, aunque ya se trata de una realidad, es de suponer que le quede mucha música de soberbia factura por regalarnos, realmente un concierto extraordinario, fantástico... ¿para cuando una gira en salas por España?.

Todavía maravillados por la experiencia vivida con el amigo Israel y sus secuaces, encaminamos nuestros pasos al escenario 1, previo paso por la barra para reponer energía, y allí nos esperaba el excesivo e histriónico pero hilarante y genial Dee Snider y su alocado y escandaloso glam-metal, aunque llegamos tarde fue cuestión de segundos que Snider nos introdujese en la espiral de "juerga" que había montado en los pocos minutos de recital que llevaba, de allí al final, y a golpe de clásico ochentero de la banda todo fue exceso, divertimiento e interactuación con el público que se canso, nos cansamos, de corear el estribillo de "We're Not Gonna Take It", que Dios sabe como llego a la conclusión de que sonaba igual que repetir en el estribillo "Huevos con aceite" en lugar de "We're Not Gonna Take It", por lo cual terminamos todos coreando el estribillo al grito de "Huevos con aceite...huevos con aceite...", una auténtica tontería, pero que hizo que pasásemos un rato realmente divertido y que riésemos a rabiar con la ocurrencia de este crack, los que conozcan al sujeto ya se lo imaginaran, puso toda la carne en el asador y dejó un sabor de boca inmejorable y una sonrisa en los semblantes de todos los presentes, además de un buen sonido, solo le faltaron esta vez las, pinturas.





He oído y leído cosas muy buenas de la actuación de Graveyard, lo cierto es que tanto a mi como a mi hermano no nos pareció para tanto y de hecho después de un rato decidimos ir a comer algo y después hacer la visita de rigor a Status Quo, desde luego aquí se hace mas cierto que nunca aquello de "para gustos..."
¿Que se puede decir de Status Quo?... No me resulta fácil examinar lo que allí vimos y oímos, una banda claramente mecanizada, que funciona con una profesionalidad fuera de toda duda, que por momentos evidencia una perfección en la factura de los temas innegable, una ejecución técnica impecable y un sonido por momentos perfecto, como banda funcionan como una locomotora con el calderín lleno de leña ardiendo a cien mil grados de temperatura que hacen moverse las violas de las ruedas a endiablada velocidad, haciendo que todo el tren vuele por las vías, engrasados y perfectos de ejecución, creo que eso es algo que nadie discutirá. Además, a pesar de la edad lucen un tipo impresionante los amigos Rossi, Parfitt y cia, perféctamente enfundados en sus ceñidos pantalones rematados junto al suelo por unas blanquísimas zapatillas deportivas.
Hicieron bailar a la gente y cantar al ritmo de clásicos como "What You're Proposing", la cursi "In The Army Now", o las inefables e irresistibles "Whatever You Want" o "Rockin' All Over The World" que en su día arrebatasen al gran John Fogerty, todo ello insisto interpretado de forma irrepochable, pero también es cierto que en muchos momentos esta perfección tan mecánica tubo como "pero" una excesiva falta de "alma", una especie de desapego a la emoción que la música debe llevar de forma intrínseca, perfecta forma carente de fondo en ocasiones, un largo debate a posteriori con mi hermano me hizo ver que algo de eso si que hubo, no obstante entiendo que el concierto fue interesante desde el punto de vista musical, además de que demostraron que saben rockear de lo lindo y que siguen operativos, sin demasiada emoción pero operativos.
Grandes pero demasiado mecánicos, pero grandes músicos, grandes.


Un breve paso por el escenario 3 para ver que allí Steel Panther tenían montada una juerga vervenera al estilo Twister Sister, y que les había tocado en el solape los Quo, que también es mala suerte, de allí a ver un rato a Pentagram, que a un servidor no gustaron nada de nada, cansinos y repetitivos, con un sonido opaco, falto de brillo y con un "feeling" mas de sala.
En fin, que después de esto decidimos que el cansancio empezaba a hacer mella, por la mañana mi hermano trabajó y al día siguiente tenía que escaparse a currar unas horitas también y con esos horarios no es fácil aguantar a ciertas edades, que todos no tenemos 18 años coño, me fastidio perderme a Dropkick Murphys pero otra vez será.

13 comentarios:

  1. Tengo la ligera impresion de que le falto alma a este jueves.
    Por cierto veo unos retoques en la casa, buen look

    ResponderEliminar
  2. Maurici: El jueves estuvo bastante bien Maurici, el día mas flojo me pareció el viernes, pero el jueves estuvo muy bien. ¿Retoques?, si lo dices por la letra ya me he fijado que ha cambiado, pero no se porque, yo no he hecho nada, cosas de la informática.
    Un abrazo tío.

    ResponderEliminar
  3. Yo fallé este año, por razones personales, pero tambien ayudo este cartel desastre donde se mezclaban un poco de todo!Lo que mas eche de menos fue volver a ver los amigos y el ambiente!Y a Rich Robnson, el resto me parecio muy, muy flojo como cartel.Menos mal que no hizo aquel calor del año pasado!
    un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Lo que hubiera dado por ver a Status Quo. Mecanizados o no, me fío de tu opinión y seguro que sonaron genial.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Status Quo es una banda que nunca falla, como bien dices es una locomotora perfectamente engrasada aunque evidentemente les falte alma, la última vez que les vi tuve una sensación similar. Me alegra que disfrutaras. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Al igual que Tsi, este año fallé. El cartel no me parecía muy actractivo pero seguro que hubo buenos momentos. De este día que comentas, me hubiera apetecido ver a Twisted Sister, Status Quo y BCO. el tema de los solapes no me gusta ni un pelo. Era mucho mejor en ediciones anteriores con dos escenarios y con la posibilidad de ver todos los bolos.

    Gran reseña. Esperemos leer el resto de días.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. TSI: El año pasado me abrase con el sol, tuve quemaduras durante varios días, este año mejor. al final no ha estado mal el festival, ha habido cosas majas.
    Un abrazo Tsi.

    Evánder: Si, si, te aseguro que sonaron de miedo, en mi opinión la perfección en esto del arte no siempre es la cualidad perfecta, pero dieron un gran bolo.
    Un abrazo.

    Johnny: Lo que le decía a Evánder amigo, que la perfección a veces esta hecha de un material muy frío, pero tocando música una maquinaria perfectamente engrasada, eso sin duda.
    Lo he pasado muy bien, como todos los años, gracias.
    Un abrazo.

    Rockland: Lo de los solapes es algo que deberían replantearse, no me gusta nada, este año he tenido que renunciar a conciertos que quería ver y no es plan.
    Los que mencionas estuvieron realmente bien cada uno en su estilo, pero la verdad es que Israel Nash Gripka me maravillo.
    Ya he comprobado que vosotros de coña en vuestro periplo, me alegra mucho tío.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  8. Y ésto en una tarde-noche, eh? Lástima lo de los solapes. A ver si lo miran porque a mí no me parece serio.
    He empezado a oir algo de Israel Nash Gripka, y la verdad es que suena muy bien. Habrá que investigar un poco sobre él...
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Aunque después de algún bolo tuvimos alguna diferencia, basicamente estoy de acuerdo con todo lo descrito hermano.
    Y por redundar y animar a todo el mundo a que le de una oportunidad, genial Israel Nash Gripka. Ya tengo el albúm y es muy recomendable. Bolo en sala y cerquita, YA!.

    En mi opinión, buena la jornada del jueves, lo pasamos bien.
    Otra cosa será lo del viernes...

    Gran post. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Pues una pena que con BOC te quedaras igual que yo el año pasado con BCC. Es lo malo de los festivales, que cuando empiezas a disfrutar ya pasan a otra cosa mariposa.

    A Twisted Sister les tengo muchas ganas y nunca los he visto y mira que han venido. En fin, otra vez será.

    Me alegro de que hayas disfrutado.

    ResponderEliminar
  11. Bruja Avería: Los solapes son un coñazo, y efectivamente no es muy serio, espero que reconsideren este sistema de programación para el año que viene. Israel muy bueno, una sorpresa, la verdad.
    Besos...

    Arthur: Es que sin alguna diferencia no hay debate, y debatir también mola, pero básicamente siempre estamos mas o menos de acuerdo. Grande Israel Nash Gripka.
    Fue buen día el jueves, la faena perdernos a Dropkick Murphys, pero estuvo realmente bien.
    Abrazo.

    Paulamule: Si a mi tambien me paso con Black Country Comunnion, además coincidieron en día y hora, es una faena, ambos merecian mejor hora y mas duracion de concierto.
    Twisted Sister estuvieron geniales, en su salsa, con Dee Snider es dificil no disfrutar, merece la pena porque además no sonaron nada mal.
    Seguro que habra mas ocasiones.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Excelente crónica. La verdad es que lo de los solapamientos es una putada. Se suponía que el escenario 3 era "minoritario" pero yo este año es donde he visto más conciertos.
    Por cierto, apúntate para el año que viene el Anboto en la Kutxi, la mejor tortilla de Gasteiz!
    Un saludo

    ResponderEliminar
  13. srestrabinski: Hola tío, bienvenido a tu casa, celebro que te haya gustado, el escenario 3 ha sido el que mas me ha llamao la atención (por segundo año consecutivo).
    Tomo nota y en mi próxima visita a Gazteiz cato esa tortilla.
    Saludos y esta es tu casa.

    ResponderEliminar