jueves, 30 de octubre de 2014

J. Mascis - "Tied To a Star" (2014).


Quiero empezar esta reseña dejando claro que un servidor nunca a sido seguidor de J. Mascis, cierto que sabía de su trayectoria con su banda de toda la vida: Dinosaur Jr. de los que conozco lo básico y algún disco muy por encima sin haberme detenido nunca en ninguno de sus trabajos, examinándolos como sin duda merecen, tiempo habrá para deshacer el entuerto.
Sinceramente debo añadir que de su carrera en solitario ni siquiera tenía noticias y desconocía todos y cada uno de sus ábunes. No es por ello de extrañar que conociendo únicamente su andadura con los Dinosaur Jr. la primera escucha de este disco me causase extrañeza e incluso perplejidad, hasta el punto de tener que asegurarme vía Wikipedia de que este J. Mascis acústico y místico que estaba escuchando era el mismo que destilaba distorsión y decibelios en su proyecto titular.
Pero me cercioré de que si, de que así era, el mismo tipo, mismo aspecto y una propuesta musical diferente en su andadura solo, prueba inequívoca de que nos encontramos ante un artista de mayor enjundia de la que un servidor le había otorgado, pues en la variedad esta el gusto en melómanos y el talento en artistas, y J. Mascis es un artista, eso demuestra sobrádamente en este fenomenal disco titulado "Tied To A Star".


La sensación que me da el trabajo es de mística y melancolía unidas en un sonido acústico que se apoya en los rudimentos sónicos del folk sin obviar atributos de la música mas alternativa o incluso brochazos psicodélicos.
Voces de lastimero tono falseado desde el glotis o forzando su pronunciación nasálmente, en cualquier caso opciones muy apropiadas a cada momento y cada tema, lo que demuestra la inteligencia y talento del Sr. Mascis.
Y melodías... sedantes y líricas, que discurren con facilidad y llegan hasta el fondo, sin buscar efectos pretenciosos pero sin ser tampoco mas de lo mismo, temas que se saben diferenciar sin salirse de madre, gran producción por tanto del disco a cargo del propio Mascis.
Cuenta el disco con la contribución entre otros de Cat Power con quien se sale en la preciosa "Wide Awake" que cantan a dúo de forma sólida por parte del caballero y sedosa y sugerente por parte de la dama.



Antes de este corte ya han pasado por nuestros oídos la elegante "Me Again", la electroacústica sonoridad de la encendida "Every Mornig", realmente estupenda, salpicada por goterones de guitarra eléctrica de penetrante color.
"Heal The Star" es un folk en la que la voz de Mascis se arrastra en un lastimero tono que inunda de nostalgia el tema, que termina con una tela de araña sonora en la que caen presos sonidos psicodélicos y orientales además de la textura folk propia del tema, fascinante corte.
Tras el dúo con Chan Marshall (Cat Power), nos ataca la ronca guitarra de la sorprendente "Stumble" que es otro de los momentos cumbre del disco, como también lo es el ácido instrumental "Drifter" de aire lisérgico y evocaciones indús.



Se completa el disco con golosinas melódicas como la onírica "And Them" o "Trailing Off".
Extraña y bucólica, con un delicado canto en falsete no se queda atrás extensa y compleja "Come Down" y despedida y cierre con la crepuscular y encantadora "Better Plane".



Disco que me invita a conocer la trayectoria de este semidesconocido para mi J. Mascis así como para recuperar o reinvestigar su discografía con los ya míticos Dinosaur Jr.

Este artículo se ve aquí rescatado de su original ubicación en el blog ZRS para el cual lo escribí, en dicha publicación se puede visitar pinchando aquí.

miércoles, 29 de octubre de 2014

Ya tenemos fechas y primeras confirmaciones para el Azkena Rock Festival - 2015


Ya tenemos fechas, el ARF 2015 que como cada año tendrá lugar en las campas de Mendizabala en Gasteiz se desarrollará los próximos días 19 y 20 de junio.
Como ha venido ocurriendo en las dos últimas ediciones se vuelve a apostar por dos días en lugar de los tres de antaño.
La buena noticia es la vuelta a los conciertos gratuitos del mediodía en la plaza de la Virgen Blanca, estos eventos eran queridos por todos los azkeneros no solo por la calidad de los bolos sino también por el buen ambiente que propiciaban estos conciertos en la capital vitoriana, con lo que no me cabe duda de que la noticia será recibida con júbilo por muchos, tendrán lugar los bolos en las dos fechas programadas, es decir el viernes 19 y el sábado 20 del próximo junio.
También se anuncia la presencia de un tercer escenario, y se anuncia la inminente oferta de un bono que a precio reducido se podrá adquirir a partir del 5 de noviembre siguiente y que importará 59€ + gastos de envió por los 2 días; a este descuento podrán sumar otros 5 pavos los poseedores del ARF Passport siempre que adquieran su bono a través de la red Ticketmaster.
Asimismo la organización del festival ha adelantado ya unos nombres que serán las primeras confirmaciones oficiales y que se trata de Red Fang, la vuelta a los escenarios con formación inicial de los australianos The Dubrovniks y el debut en España del norteamericano Chuck Ragan que nos visita con sus habituales: The Camaraderie.
Confieso que este último me hace especialmente feliz, pues el que suscribe es fan del amigo Ragan y no contaba con verle por estos lares dado lo escasamente popular que por aquí es y lo poco dados que son los artistas de su cuerda a visitar la piel de toro.
Empezamos bien, esperemos que siga la racha y que este año no nos hagan sufrir los organizadores del mítico festival vitoriano.

lunes, 27 de octubre de 2014

Bap Kennedy - Sala BBK (Bilbao) - 26/10/2014 - El artesano desapercibido.

Siempre me ha llamado la atención estos oficios casi desaparecidos, soplador de vidrio o herrero. Me encandilan los oficiantes de estas profesiones, me imagino a ese niño creciendo al calor de las llamas de la fragua que alimenta su hogar desde hace décadas, teniendo como música de infancia el golpeteo seco y metálico del martillo de su padre contra el yunque, como paisaje doméstico para sus ojos, las bellezas ferrosas amontonadas junto a la puerta esperando ser recogidas (y pagadas) por los clientes que han querido embellecer sus casas con arte de hierro.


Ese ahora adolescente, que termina ayudando al padre en el infierno del taller familiar, sudando el músculo y ardiendo las pupilas atacadas por el fuego, ayudando para que el padre no termine de dejar su salud a expensas de las brasas y el hierro incandescente de las tenazas.
Ese ya joven, que termina atado a la fragua, como su padre, como su abuelo, sacando adelante el hogar como viene siendo tradicional en su estirpe, sin ser consciente de la belleza que se esconde en el hierro agredido por su martillo, sin darse cuenta que ese metal informe es el lienzo en el que pintar una obra poblada de belleza, sin observar que el yunque y el martillo son los pinceles y el fuego la acuarela o el óleo que entre todos han de formar una bella tabla.
Ignora que en su caso, también el resultado final de su trabajo es una obra de orfebrería digna de un artista, de un maestro artesano. El, ese chico, finálmente hombre es un artesano al que su duende, su genio, su sensibilidad le pasan, como a sus antepasados, desapercibidas, convencido de que se trata únicamente de un obrero sacando adelante su casa, con esa actitud digna y limpia, aldeana, por lo de no contaminada y de honrada sencillez que hacen de el un excelso creador de maravillas, que hacen de él un auténtico orfebre, un artesano desapercibido.

Esa ternura que destila el artista sometido a su genio como arte para hacer mas hermosa la vida de los demás que demuestra nuestro herrero, es lo que con su guitarra al cuello transmite el irlandés Bap Kennedy, un cantante sencillo y digno, que parece no ser consciente de su capacidad para crear belleza y que su preocupación en un escenario es la de transmitir a su audiencia un agradable recital realizado con todo el oficio aprendido de forma natural y humilde, con vocación de amateur y disposición domestica, intentando pasar un buen rato entre todos, ajeno al tremendo artista que anida en tan limpio corazón, que bate sus alas en tan inspirados dedos sobre las cuerdas de la guitarra, que golpetea fuerte en su glotis para que las palabras fluyan convencidas en un canto libre y cercano...como el herrero, Bap Kennedy es insisto, un artesano desapercibido.
O al menos esa es la sensación que me dió en el excepcional recital que ayer tarde tuvimos la suerte de presenciar unos pocos (incomprensiblemente demasiados pocos), en la sala BBK, el señor Kennedy compadeció ante sus clientes acompañado de su esposa al bajo y de su amigo Paul McCallister a la guitarra, capitulo aparte merece este caballero, impresionante guitarrista que llenó de blues y country el auditorio, que sorprendió con su destreza y entrega y que, como Bap parece poseer esa misma cualidad de artesano desconocido.
El set list fue una sucesión de canciones, simplemente, temas que fue entregando finamente envueltos en arte de humana sencillez y bella terminación, como las barandas y plafones del herrero, creadas con ilusión y profesionalidad.
Intercalando temas de su último y excelente disco: "Let's Start Again" (pinchar para ver comentario aparecido en estas mismas páginas), con temas de su discografía reciente y dejándose atrapar y atrapándonos a todos al mismo tiempo de los efluvios que emanan las influencias que en el irlandés han depositado artistas como Elvis Presley, Steve Earle, Mark Knopfler o Hank Williams del que llegó a decir que es su songwriter favorito.
Todos ellos estuvieron presentes ayer en el espacio de la sala BBK, sonó "Rumblin' Man" de Hank o "Long Time A Comin" de Steve Earle entre otros covers, y al final apareció, como no, el fantasma de Van Morrison sobre el escenario.
Entre sus temas destacaron bellezas recientes como "Domestic Blues" o la fantástica "Jimmy Sanchez" de evidente recuerdo al mas inspirado Knopfler, genial también "Revelation Blues" del reciente "Let's Start Again" y la extraordinaria "Heart Trouble" del mismo álbum.
No faltaron momentos countrys ni acercamientos a raíces folk, bises y un final de concierto en el que Bap quiso convocar a la ceremonia, que en la fragua que había encendido nuestro herrero de melodías de ayer se celebraba, a que ardiesen junto a nosotros y a las leyendas ya presentes las figuras de Johnny Cash y Jimmy Hendrix dando por terminado el bolo con el clásico "Hey Joe" que sirvió para despedir como se merece al terceto de seres humanos que nos deleitaron con un concierto de canciones y arte, sencillo y cercano.
Creo y lo digo bien alto, que ayer presencie uno de los mejores conciertos de los últimos meses.







sábado, 25 de octubre de 2014

Tino Casal - "Lagrimas de Cocodrilo" (1987). Aún no me lo puedo creer...


El otro día os hablaba de "Etiqueta Negra" de Tino Casal, disco ochentero donde los haya que al que suscribe encanta y además le llega poblado de recuerdos de adolescencia, lo cierto es que es un vinilo al que quiero mucho, por eso le dedique una reseña en esta mi casa y en La Comunidad del FFVinilo recientemente.
Cierto que es el mejor álbum que nunca grabo Casal, después vendría "Hielo Rojo" (1984), magnífico también y finalmente el que sería último trabajo del asturiano, este "Lágrimas de Cocodrilo" (1987), que si bien no tiene el alto nivel de los anteriores será siempre recordado por ser el último y contener el mayor éxito del artista, ese "Eloise" de Paul Ryan, mil veces revisitada y que don Tino versionó de forma excelente y muy personal logrando además un gran éxito.
Disco este que no estaba presente en mi humilde colección de vinilos, (si lo tengo en CD) y que ayer fue solucionado tras encontrarlo en una pequeña tienda de segunda mano de la cual ignoraba su existencia, y eso que se encuentra pegada a la popular Plaza Nueva en pleno corazón del casco viejo.
Hasta aquí todo normal, lo ves, lo separas y lo pagas, eso es exactamente lo que hice, separarlo junto a un "Paris" de Supertramp, no soy muy fan de los de Hodgson precisamente, pero por 3€ ¿quién se resiste?, y encima se escucha genial, pero lo gordo fue cuando vi el precio...Aún no me lo puedo creer...0,25€, ¡joder!!! pero si yo pensaba que por ese precio ya no comprabas ni chicles, y me encuentro con un vinilo en perfectas condiciones y que os aseguro que ha pasado con éxito la prueba de sonido por el plato.
Lo que es la vida, lo barato que a veces es pasar un rato de felicidad, lo insignificante que parecen veinticinco céntimos y lo genial que me han hecho sentirme, pues os lo digo en serio, estoy encantado con mi disco de Casal, y lo que me ha costado aún no me lo puedo creer..
Pasar todos un feliz sábado.




viernes, 24 de octubre de 2014

Mike Farris - "Shine For All The People" (2014)


No me esperaba demasiadas sorpresas en el nuevo disco de Mike Farris y efectívamente no las ha habido en este "Shine For All The People", el bueno de Mike sigue deleitando al personal haciendo los honores a los géneros mas espirituales y apasionados del soleado sur americano con su voz impagable y ardiente de avasallador torrente y excitante timbre.
El soul que podemos encontrar por doquier en las diez canciones que rellenan el disco se funde con el gospel a fuego vivo haciendo una colada ardiente y burbujeánte.
La apasionada entrega a la gracia y el perdón, a la gloria y el amor a Dios se enreda de forma un tanto diabólica con ese color lujurioso de la voz del ex-Screamin'...y esos coros de féminas no hacen nada por paliar este delicioso efecto, sedante y sugestivo que hace de todo el conjunto, ya concebido de forma impoluta, un estado musical, espiritual y embriagador  de pecado y promiscuidad totalmente irresistible.


Dos canciones aporta la inspiración de Farris al disco, tal vez pocas, y este pensamiento se intensifica tras la escucha de ambas: "Real fine Day" se trata de un tema mas eléctrico y menos ventoso, con un toque funky y un ritmo mas vivo y mundano, mientras "Power of Love" es un corte mas ortodoxo con lo que viene ofreciendo el de Nashville desde que hace una década mas o menos evito la perdición derivada del abuso con las drogas según su entender con ayuda divina, a esta divinidad portadora del poder del amor dedica esta canción, un espiritual con guitarras ácidas y estribillo evidente que desborda pasión y fe, estupenda.
Pero además hay otros ocho cortes, una gozada para los oídos y los sentidos, para entender la paz interior como algo posible de alcanzar propongo un experimento: sentarse a la llegada del curro en nuestro sillón favorito, con un vaso de lo que mas nos guste entre las manos, luz tenue, y silencio roto por los primeros acordes que aparecen brújamente entrelazados con la voz de Farris en el inicio de la deliciosa "Mercy Now", impresionante versionaca que nuestro amigo se marca de la POM de Mary Gauthier, si no conseguís unos minutos de paz y deleite lamento deciros que vuestros problemas de estres o algo de eso son graves, hacéroslo mirar.



Pero ya antes hemos disfrutado del soul mas íntimo y poblador de esquinas oscuras con haz de luz humeante de la bonita "Sparrow" o el tremendo despliegue de vientos que acompaña al espectacular gospel de tintes souleros que abre el disco y que lleva el título de "Jordan River".
Guitarras y hammonds dan cobertura a la historia de Jonás y su ballena en la estupenda "Jonah & The Whale".
Pero además el adictivo y contagioso piano de la viva tonada de pasión gospel de "The Lord Will Make a Way Somehow" original de Hezekiah Walker & LFCC.
Bonitos espirituales de elegante exposición y apabullante linea canora por parte de este descomunal cantante con la bellísima "Something Keeps Telling Me" del Dr. C.J. Johnson, la rítmica y vitamínica alegría de "How It Feels to Be Free" de Billy Taylor y Dick Dallas, versionada mil veces aunque nunca superada la inicial recreación que de la misma hizo la diosa Nina Simone, Farris la borda también aquí y nos da puerta bailando al machacón ritmo mojado de hammond de una gozada de palmas y movimientos de cadera a los que invita "This Little Light" que nos dice adiós al son de voces gloriosas, guitarras pecadoras y pianos incendiarios.



Nada en este "Shine For All The People" sorprende, pero todos y cada uno de sus segundos son un deleite, una gloria en la tierra y una gozada para espíritus, sean estos del calado anímico que sean.
Que bueno que Mike Farris haya vuelto, ojala no nos haga esperar otros siete años y que ahora venga por aquí a deleitarnos con su directo como ya hiciera hace cuatro.

jueves, 23 de octubre de 2014

Crowdfunding en marcha para conseguir los dos discos de The Fakeband en vinilo.

Ya esta en marcha y merece la pena, es unánime y notorio el entusiasmo que ha despertado esta banda de Getxo entre todos aquellos que han tenido contacto con su música, hemos hablado de ellos aquí en varias ocasiones y también en otros blogs amigos y no amigos a lo largo y ancho del país, siendo los comentarios en todos los casos que uno conoce ciertamente elogiosos.
Desde hace tiempo que se ha puesto en marcha un sueño, sueño que empezó su andadura hacia la realidad en el grupo de Facebook Queremos edición en vinilo de los discos de The Fakeband (pinchando podréis acceder al sitio y anexionaros al sueño que ahora esta a punto de hacerse realidad), este grupo ha sido creado por el irrepetible Joserra Rodrigo, amigo del que suscribe y propagador de ilusiones rockeras donde los haya, propietario del ineludible Rockanrodriland y que ha conseguido que todo llegue al punto actual, es decir a la creación de una campaña vía crowdfunding para conseguir la pasta necesaria para en breve y entre todos poder hacer definitívamente palpable el sueño que comenzó en la mente de Joserra y que nos ha ido contagiando a muchos, y que no es otro que el poder reproducir como es debido, osea en un plato haciendo girar unos redondos y con agujero (como diría mi amigo Jose Navas) de vinilo, que acariciados por esa aguja que no hiere provoque la propagación sónica de la música concentrada en los dos álbunes de The Fakeband: "Too Late Too Bad" y "Shining On Everyone".
Y como no me cabe duda de que seréis muchos los que deseáis participar y conseguir estos pedazo de vinilos, os dejo en el siguiente enlace la información que necesitáis para ser uno mas de los miembros de este bonito sueño, el enlace es el siguiente: Verkami: Queremos edición en vinilo de los discos de Fakeban. , fácil y económico, pues por 30 pavos tendremos en breve estos discos en nuestras manos...
¡Os animo a todos!...merece la pena.







miércoles, 22 de octubre de 2014

La racha de portadas feas de este 2014...Repasamos alguna.

Hoy me apetece hablar de algo nuevo...¡de discos!, ¡Coño! ¡como siempre!, ¡como todos los días!, dirá mas de uno y con razón, si, cierto, como siempre, pero hoy quiero hablar de los discos, del formato físico, no de su interior, no de música, de las carátulas de los discos, de las portadas.
Mil opiniones habrá sin duda con respecto a la calidad de la música que estos discos contienen, pero no creo que haya demasiada posibilidad de debate en cuanto a sus prestaciones estéticas, pues este año no son ni uno ni dos los que se están luciendo con el diseño de sus portadas.
La verdad es que me ha llamado la atención desde el principio, lo feas que son las portadas de muchos de los discos que están protagonizando el curso 2014, independientemente de su interior insisto.
Vamos a enumerar alguna si os parece.


1. The Gaslight Anthem - "Get Hurt".

Creo que esta puede ser la mas fea del año, de la década y como me apuren de la historia, fea e incluso grotesca, encima el disco esta siendo de los mas polémicos en los debates musiqueros. A mi me ha decepcionado.




2. Jimbo Mathus & Tri-State Coalition - "Dark Night Of The Soul".

Este álbum me gusta mucho mas que el anterior la verdad, y la culpa de la incuestionable fealdad de la portada es responsabilidad única y exclusivamente del bueno de Jimbo, que majete como el solo y buen músico no hay duda de que lo es, ahora feo...ya le veis en la portada tampoco.





3. Reigning Sound - "Shattered".

Este puedo adelantar que sera uno de los dos o tres primeros de la lista que confeccione a final de año, ahora la portada... pues ¿qué queréis que os diga?... esa corona con las dos corcheas cruzadas, cual bandera pirata y esas letras puntiagudas... no se, como marcial, como de antiguos regímenes, a lo mejor es la moda de lo retro y soy yo el que esta anticuado. Eso si, disco impresionante.





4. J. Mascis - "Tied To A Star".

Otro disco mas que interesante el de el líder de Dinosaur Jr, pero esos personajes que suelen protagonizar las portadas de sus discos a mi me dan un cierto mal rollo, como una inquietud, en esos entornos fantasmagóricos, me dan casi miedo coño, lo mejor pincharlo...





5. Chris Robinson Brotherhood - "Phosphorescent Harvest".

El último disco de Chris Robinson me parece otro magnífico trabajo, apegado a la psicodelia como viene acostumbrando a ofrecer en sus últimos lanzamientos en solitario, la portada me parece, eso si, psicodélica, ahora no me preguntéis lo que es porque lo ignoro, pero no me parece nada bonito. Lo veo incluso hortera.






6. Mike Farris - "Shine For All The People".

Me parece genial el nuevo discarraco del gran Mike Farris, pero esa portada como de dibujo de niño pequeño, como de cuento en la mente de infante fantasioso y tendente al multicolorido tan típico de la niñez...¿no os recuerda a una época muy determinada de The Beatles?





7. Brandon Clark - "Burn".

Joder con la calavera y las cerillas cruzadas (otra vez la bandera pirata), esto es ochentero y mas pasado de moda que las muñequeras de clavos, y encima guiñando el ojo...una pena, pues el disco es pura dinamita, mejor pincharlo y pasar de la calavera socarrona de la portada.





8. The Black Keys - " Turn Blue".

Otra de las de las decepciones del año para mi es el disco de estos dos tipos, fan de ellos desde antiguo esperaba con ilusión este disco y me he pegado un cachete gordo, la verdad es que junto con Gaslight y Adams son las mayores decepciones del año, las portadas tampoco ayudan la verdad.





9. Tom Petty & The Heartbreakers - "Hypnotic Eye".

El rubio de Florida ha facturado un disco que como viene siendo habitual en estos grandes del rock ha despertado bastante polvareda, multitud de opiniones, cosa que es buena, la diversidad y los diferentes puntos de vista, eso si, lo de la portada me ha parecido bastante unánime, es mas bien fea.




10. Beck - "Morning Phase".

Es posible que muchos entiendan que esta portada no es tan fea, pero a mi no me gusta nada, esa cara de cuáquero que luce en la portada el amigo Beck, como difuminado no me dice nada, un pelín demasiado mística ¿no?


Pero no quiero acabar esta reseña sin enunciar una portada que me parece francamente bonita y que también pertenece a este año 2014, bonita portada que comparte bondades con lo que el interior alberga, que es un gran disco también.


martes, 21 de octubre de 2014

44 Años de "New Morning" de Bob Dylan


Tal día como hoy el bardo de Duluth: Bob Dylan publicaba "New Morning", undécimo disco de Bob y publicado cuatro meses después de "Self Portrait" supuso una vuelta a la vocalidad típica de Dylan, la nasalidad recupero su sitio tras un tratamiento vocal mas limpio y sofisticado que utilizo con cierto éxito en su predecesor y especialmente en el imprescindible "Nashville Skyline" (1969).
Siempre ha sido un disco que me ha pasado desapercibido, lo pinchaba, lo escuchaba, pero no me paraba a disfrutarlo, fue a raíz de una conversación con el gran Mansion on The Hill que amaba y ama el disco que lo retome con otra actitud, puedo decir hoy que se trata de uno de los discos que mas recorrido han tenido en mi de los últimos dos años habiendo variado enormemente mi consideración hacia él y teniéndole ahora como lo que es, un gran disco de un gigante del arte, un discazo que hoy cumple 40 años y del que no deseo hacer mas comentarios, pues ya esta todo dicho y mucho mejor de lo que yo lo pueda hacer en estas crónicas de mis amigos:

http://mansionenlacolina.blogspot.com.es/2012/03/bob-dylan-new-morning.html
http://longblacklimousine.blogspot.com.es/2011/04/new-morning.html




domingo, 19 de octubre de 2014

Algunos discos de este 2014 que me han decepcionado (Mucho-bastante)

Este 2014 se esta caracterizando para mi por la irregularidad y temporalidad de buenas escuchas novedosas, tras un comienzo que no estuvo mal, pronto llegaron (a eso de la primavera) las primeras decepciones, discos que esperaba impaciente y que no consiguieron, ya no solo convencerme, ni siquiera quedarse un rato conmigo, cierto que con la llegada de los calores estivales volvieron las alegrías.
Lo peor que en mi opinión le puede pasar a un disco es que baje el escalón de la apetencia, que pase de ser esperado con lujuria a convertirse en objeto de inapetencia y flojera de promiscuidad auditiva.
Han sido editado algunos discos que no he comprendido, por no cuadrar con lo que entiendo que es el modus operandi del autor o banda, no hablo de que no acepte novedades sónicas o estilísticas en mis artistas favoritos, no solo las acepto sino que además las agradezco...no, hablo de meterse en camisas de once varas, de intentar algo que no es practicable por tratarse de texturas o sonidos ajenos a la personalidad del artista, cuando alguien entra en terrenos inspiracionales paralelos a su vocación suele terminar la empresa en fracaso.
Y eso entiendo que ha ocurrido con algunos grupos y solistas que paso a enumerar, gente a la que admiro desde hace años y que en cambio no me han emocionado y lo que es peor, me han causado rechazo con sus últimos trabajos, todos ellos muy esperados por mi, debido a la falta de idoneidad de los mismo con respecto a sus personalidades creativas. En todo caso, sigo confiando en ellos y en sus próximos proyectos.
Enumero alguna de las decepciones que me han causado algunos trabajos este año:


1. Leroy Powell & The Messengers - "The Overlords of The Cosmic Revelation".



Disparatado trabajo que ya pasó por estas paginas con motivo de su publicación y que solo puedo remitirme a lo dicho entonces con respecto a él (pinchar)



2. Marah -"Mountain Minstrelsy of Pennsylvannia".



Que el amigo David Bielanko ha perdido el norte es algo de lo que se viene hablando desde la gira de su anterior disco, el tampoco demasiado conseguido "Life is A Problem" (2010), pero este nuevo trabajo basado en canciones populares del entorno rural de la America profunda ni tiene nada que ver con el grupo ni esta tratado con coherencia en mi opinión. Lo peor es que da la sensación de que los de Philadelfia caen por el terraplén de forma vertiginosa e imparable.



3. John frusciante - "Enclosure".



Lo comentaba recientemente en otro blog, creo que no existe en castellano una palabra que sirva para definir el contenido del último disco de Frusciante. Gran guitarrista y hombre de peso especifico en los RHCP como demuestra la trayectoria de los californianos desde su desembarco de la nave comandada por Anthony Kieldis, su andadura vital es de evidente trazo irregular y en el mismo sentido se desarrolla su carrera artística en solitario, pero este último disco demuestra que ese trazo en ocasiones, además de irregular es borroso y se pierde en si mismo.



4. Elliott Murphy - "Intime".



En el primer párrafo hacia incapié a lo doloroso que resulta que no me apetezca nunca pinchar el disco de un artista al que admiro, esto ocurre con este EP con el que el bueno de Elliott Murhy nos ha sorprendido en este 2014, innecesario, pues su anterior trabajo, un buen disco que todavía tenía recorrido, aun sonaba en mi equipo con cierta asiduidad. En cualquier caso este álbum es un fallido conjunto de cinco canciones que no aportan nada a la carrera del neoyorquino, así lo apunte en esta crónica que adjunto para quien desee recordarla, mi opinión si ha mutado en algo, es a menor consideración aún con el trabajo de mi admirado Elliott.
La reseña que en su momento escribí:

http://rockmorebyaddisondewitt.blogspot.com.es/2014/04/elliott-murphy-intime-ep-2014.html



5. Dan Bern - "Songs of Fall" (2014).



Los songwriters son otro de mis elementos musiqueros favoritos, la trayectoria musical de este artista no ha sido baladí, una buena colección de discos meritorios que beben de las fuentes de otros trovadores típicamente americanos y que mezclan sus néctares con los bebedizos que manan las de Wilco o Springsteen son la característica principal de su producción, eso se interrumpe en este 2014 con la publicación de este disco que poco tiene que ver con sus anteriores trabajos, producto un tanto insípido y anodino que supuso en su publicación una decepción importante para mi que he venido siguiendo la trayectoria de Berg con atención.
Así lo escribí en esta misma bitácora en su día en el siguiente artículo.

http://rockmorebyaddisondewitt.blogspot.com.es/search?q=DAN+BERN


Todos ellos siguen por supuesto contando con mi incondicionalidad y estoy seguro de que en un futuro no lejano volverán a darme alegrías a mi y a mis orejas.

sábado, 18 de octubre de 2014

Nuevo single de Foo Fighters: "Something From Nothing", adelanto de su próximo disco:"Sonic Highways"


Y será el octavo, ocho ya, parece que fue ayer cuando Dave Grohl, el tío que tocaba la batería para Kurk Kovain en Nirvana se ponía, guitarra al pescuezo y dando el cante, a los mandos de una maquina de rock and roll...pero:- ¿Desde cuando los baterías levantan sus culos de las sillas que les tienen exclavos de sus parches, pieles, baquetas y escobillas?...¿Desde cuando?-
No hice demasiado caso a este embrionario conjunto, y eso que el embrión empezó a destacar en primaria, los recreos se los pasaba liderando la manada de los malotes de la guarde y en secundaria era ya uno de los encuerados adolescentes mas sobradillos y punteros del colegio, multitud de tipos duros marcados por el acné y dejando hormonas a su paso cual pulgarcito le seguian como a un mesias.
En esa etapa le conocí, empecé a redescubrir su discografía empezando por el entonces en el mercado: "Echoes, Silence, Patience & Grace" (2007) y me enamore de su discografía, destacando el imprescindible: "The Colour & The Shape" (1997).
Como Dave Grohl es hiper-activo y es capaz de estar en cien sitios a la vez, llega un momento en el que sus FF terminan pareciendo un grupo paralelo, a parte de sus incontables proyectos y múltiples colaboraciones, pero la verdad es que siempre vuelve a Seattle, a casa, a FF, y por esto que comento a propósito de Dave, sus vueltas son recibidas por sorpresa por mi. -Ah coño es verdad los Foo Fighters...¿cuanto hacía que no grababan nada nuevo?-. Pues desde 2011 que editaron el irregular y un tanto decepcionante: "Wasting Light", que no obstante, contaba con aquella bomba de protones distorsionados y ritmo nuclearizado titulada "Walk" y que me vuelve loco, aún asi me parece su disco es el menos destacable.



Ahora se anuncia nuevo single, adelanto a ese "Sonic Highways" que finalmente verá la luz el próximo 10 de noviembre y que muchos esperamos con esa mezcla incomoda de miedo/ilusión.
De momento vamos con el adelanto en si, este tema que paso a escuchar ahora por primera vez y que lleva por título: "Something From Nothing", que guste y ¡Feliz fin de semana!



viernes, 17 de octubre de 2014

Tino Casal - "Etiqueta Negra" (1983).


A muchos les extrañara ver este vinilo hoy aquí, y es posible que a alguno le provoque mas extrañeza aún si cabe la siguiente declaración: este vinilo lo tengo como una de las joyas de mi colección...
Y es que en este artefacto sonoro se concentra toda la brujería de metacrilato y PVC que caracterizaba al asturiano y que hizo de él, el exclusivo y personal artista que sin duda fue.
Tino Casal era cantante, excelente, dotado de una voz elástica y ácida, perfecta para elevar el tono metafísico de sus textos a la promiscuidad estética digna del funky, estilo que corría por las venas de Casal y volaba, escondido en otros estilos mas contemporáneos con el momento en que fue grabado, también por este "Etiqueta Negra". Pero además era compositor, estilista y diseñador de moda, pintor, decorador y escultor...y productor, un buen productor que lanzó al éxito a grupos como los valencianos de fugaz paso por el mundillo: Vídeo y Obús a los que produjo sus dos primeros Lps "Prepárate" (1981) y "Poderoso como el Trueno" (1982).


Tras unos primeros escarceos en el mundo del arte, con segundo premio en el festival de Benidorm en 1978 y militancia en la olvidada banda Los Archiduques, graba sus primeros sencillos que pasan desapercibidos. Decide pasar una temporada en Londres dedicándose a la pintura, otra de sus pasiones y conoce allí las tendencias Glam, que serían decisivas en su carrera y también en su particular e impactante imagen, y la música de David Bowie, quien fue una indiscutible influencia en él.


Finalmente en 1981 llega su primer disco en solitario: "Neocasal", que si bien en su momento pasó bastante desapercibido, años después sería re-descubierto como un interesante y novedoso concepto musical de notable calidad artística.
Pero fue con su segundo trabajo, este "Etiqueta Negra" (1983) cuando Casal se convierte en estrella. Con producción de Julian Ruiz y composición de Tino en todos los temas, este disco se convierte, gracias al hit: "Embrujada" en un número uno que eleva al asturiano a la categoría de icono y superstar multivendedora, además de referencia indiscutible de los ochenta y del tecno que los caracterizo.



Pero en este álbum no solo nos encontramos el discotequero y sugerente "Embrujada", hay un ramillete de canciones que a muchos sorprenderá comprobar, si deciden pinchar el disco, que mantienen una vigencia sónica absoluta y que en modo alguno son temas de medio pelo y reproducidos con el artificial soniquete mecanizado propio de la época, en absoluto, se trata de temas maduros, con sugerentes y metafísicas letras, poéticas y nada desfasadas, con un lenguaje osado y selecto que resultan atractivas, y construcciones melódicas redondas y de fácil transito, inspiradas y fluidas.


El sonido combina de forma seria y elegante el tecno con el funky, el glam con el pop e incluso nos encontramos guiños a sonidos de inspiración africana que conviven con discotequeros teclados muy ochenteros como en: "African Chic".
Pero antes de este curioso corte ya hemos escuchado en esta primera cara la también exitosa: "Poker Para un Perdedor", tema tecno de desamor y soledad que al que suscribe le gusta hasta la desesperación, por perfecto melódicamente y de triste y poético texto.
"Miedo" que abre el disco es un tema lúgubre, de densa capa sónica, rodeando una melodía gruesa, letra sugerente, y ambiental producción para un tema excelente que nos da la bienvenida escondido en las sombras.




Completa la primera cara "Etiqueta Negra", rápida y bailable, tecno de calidad (que lo hubo), en grado sumo.
No voy a negar que la segunda cara baja la calidad, pero consta de un tema grandioso: "Un Mínuto Mas", balada dolorosa y de atosigante letra, bella y fría, cantada con pasión e intención, se trata de un tema impoluto que se acerca a texturas rockeras, se enlaza con la que finiquita el disco: el instrumental "Malaria".
Excesiva y cibernética "Los Pájaros" abre la segunda cara de forma mas tecno, voces pasadas por la electrónica y saturada de sintetizadores, olvidable.
Funky y ganas de bailar para la estupenda y arrítmica: "Legal, Ilegal" dotada de cítricos teclados y concluimos este repaso con "Azucar Moreno", ochentero momento, canción muy balsámica en su concepción sónica y algo excesivo en su funky electrónico y plastificado.



Histórico disco del pop que vivía en vecindad con la movida sin llegar a pertenecer a ella, que supuso un éxito para el tristemente desaparecido Tino Casal, figura barroca, intrépido en su oferta y polémico en su modo de vida y de crear arte, siempre me gustó y me sigue gustando, y de hecho, insisto, este disco lo tengo en un especial afecto, la casette fue una de las primeras que compre en mi vida y los recuerdos se mezclan con los sonidos cada vez que pincho este vinilo histórico y hermoso.


Este artículo esta dedicado a mis hermanos Ana y Arthur que hoy han tenido a bien de traernos un nieto a los aitas y un sobrino a quien suscribe, además de un tesoro para ellos y una nueva oportunidad para el mundo, pues todo ser humano que se incorpora a este transcurso vital es susceptible de generar esperanza en un futuro mejor, Ian, es fruto del amor y la vida y es por ello que no tengo duda de que será un ser especial, como lo son también sus padres, va por ellos tres.

jueves, 16 de octubre de 2014

Brian Setzer - "Rockabilly Riot All Original" (2014).


Hablar de Brian Setzer es hablar de una especie de caballero andante de la justicia poética aplicada a aquel rock genuino y pionero que dio el pistoletazo de salida en la década de los cincuenta a este sueño que es el Rock and Roll y que aún continua pese a quien pese.
Este sueño en cambio estuvo a punto de finalizar abrúptamente en la frontera entre las décadas de los setenta y los ochenta, unos años, o tal vez meses que considero que fueron de máxima incertidumbre para lo que hasta entonces se conocía como Rock and Roll, y que hicieron peligrar su continuidad en la esencia en que fue gestado, peligrar en cuanto a forma y a fondo.
En ese momento aparece nuestro caballero a lomos de ese bello corcel que es su guitarra Gretsch y acompañado de sus escuderos Lee Rocker montando su elegante y brioso contrabajo y Slim Jim Phantom domando su silvestre y salvaje batearía, para bajo la bandera de Stray Cats liderar la revolución de un Rock & Roll denominado Rockabilly y volver a poner las cosas en su sitio gracias a armas disqueras como "Stray Cats" (1981), "Gonna Ball" (1981) o "Rant N' Rave With The Stray Cats" (1983).


Setzer se queda solo en una nueva aventura de heroica andadura rockera abanderada por el imprescindible "The Knife Feels Like Justice" (1986), y años después liderando una glamourosa avanzadilla de mosqueteros encarnada en su insuperable orquesta, para acometer un nuevo episodio, esta vez mas swing que dio comienzo con el extraordinario: "The Brian Setzer Orchestra" (1994).
Hoy, en este 2014, nuestro jinete vuelve, mas maduro que no viejo, e igual de cargado de glamour para presentar lo que su corazón romántico de caballero lírico y épico sigue albergando, es decir rock, rockabilly, rhythm & blues e incluso algo de country...osea, lo que siempre ha hecho latir ese mecanismo indómito.
Y el armamento en esta ocasión se concentra en un fuerte y explosivo polvorín llamado "Rockabilly Riot All Original" y que junto al rubio neoyorquino defienden los excelentes y viejos conocidos de Setzer: Mark Winchester al contrabajo, Noah Levy a la batería y Kevin McKendree cuyo piano es mas que imprescindible para la custodia de esta plaza.


El contenido es simple y fabuloso, 12 canciones sin relleno, luminosas y adictivas, frenéticas y que recuerdan al joven apasionado y pendenciero que se lanzo a salvar el rock hace mas de tres décadas, doce temas en los que hay lo acostumbrado,como siempre bien construido y mejor terminado, no es "Justice" evidéntemente, no es "Gonna Ball", lógico y normal...es un discazo titulado: "Rockabilly Riot All Original".
Y merece la pena jugarse el tipo en la defensa de bienes comunes como la canción inicial: "Let's Shake" bailable y entregada a la diversión mas elegante y bacilona, la tremebunda guitarra que nos regala el señor Setzer (guitarrista no suficiéntemente reconocido como tal) en la machacona "Rockabilly Blues", el merecido homenaje a los vinilos que tanto amamos muchos en la tradicional en cuanto a formas sonoras "Vinyl Records", con tremendo trabajo en las teclas, e igualmente clásico es el siguiente corte "Lemme Slide".
La rítmica y eléctrica guitarra de "Nothing is a Sure Thing" da paso a el golpeteante piano de la extraordinaria "What's Her Name" que juguetea con ritmos y guitarras en una melodía elemental y rockera.
"Calamity Jane" tiene un toque swing sin dejar de ser rockero y de nuevo la Gretsch haciendo milagros sonoros.
Hermosa y bucólica balada, "The Girl With the Blues in Her Eyes", tiene un aire crepuscular casi country y una letanía triste y romántica, un precioso corte digno de ser defendido batiéndose el cobre ante cualquier enemigo del R'N'R,
Mas dura y contundente "Stiletto Cool" no baja el nivel aunque no es lo mas defendible del fortín, si lo son la marcha sudista "I Should a had a V-8" y la de aroma a Buddy Holly: "Blue Lights, Big City".
Se cierra este disco, el mejor en años de Setzer en opinión de quien suscribe con la estridente y punkarra: "Cock a Doodle Don't" que nos deja bailando y atemorizando a cualquier osado traidor que ose acercarse a la fortaleza rockanrolera que es este "Rockabilly Riot All Original" que además de inexpugnable, no puede estar defendido por mas agerridos caballeros y valerosas huestes.
Y es que como dijo otro por ahi: Rock and Roll can never die...



martes, 14 de octubre de 2014

Hoy me he despertado con este riff en el cerebro...

Hay días que uno se levanta de la cama con una canción adherida a las células grises, no sabes ni porque ni porque no, pero no te la puedes quitar de encima, hoy me ha tocado vivir el día con este tema, he intentado espantarlo con el último de Mike Farris y con el de Setzer, he pretendido hacerlo huir a base de martillazos de distorsión con algún tema de los Maiden y de Black Sabbath...nada.
Finalmente me he dicho: "Si no puedes con tu enemigo...únete a él", y aquí esta, para ver si se va por el desagüe de la blogosfera o si se queda conmigo hasta que Morfeo venga a retirarme de la circulación con sus oníricas propuestas hasta mañana que...Dios dirá.
De momento la comparto con todos que a mi me empieza a cansar (aunque eso es imposible):



domingo, 12 de octubre de 2014

The Beatles - Let It Be (1970).


Últimamente he notado un pequeño revuelo alrededor del último disco de publicaron los de Liverpool, tanto en redes sociales como en diversos blogs se viene hablando de él estas últimas semanas (Pinchar aquí para poder acceder al gran post publicado por Joserra en Exile Magazine).
El caso es que tras coincidir varias veces con este disco en coversaciones virtuales y reales en la calle con birrita de por medio, y leer esta mañana el arriba mencionado articulo de don Joserra me he dicho: -Pues voy a decir lo que pienso de este disco que me persigue estos días-, y que mejor lugar para decirlo que en esta mi (y vuestra) casa: Rock and More...
Quiero ser breve y no caer en la redundancia, me consta que todos sabemos lo que ocurrió en esta grabación, cual era el estado de la relación de los Fab Four, y el "caso Spector" es archisabido en todos sus detalles por todos, con lo cual me circunscribiré a lo que me motiva la escucha del último Lp de The Beatles (a pesar de todo es el último), este "Let It Be".
Paul McCartney decide tras la traumática grabación del White Album que lo mejor, tal vez sea volver a los inicios de la banda, a aquel rock pionero que fue el elemento motivador de los chicos de Liverpool para dedicarse a la música, y para ello compuso "Get Back"...tema con el que trata de rebobinar la historia y situarse a principios de los sesenta, antes de la Beatlemanía, del éxito y del dolor que este terminó trayendo consigo. No lo consiguió pero creo un gran tema de rock and roll, de rock silvestre y adictivo, juvenil y frenético, marcado por el piano incendiario de Billy Preston, cuya participación en las sesiones de grabación de Let It Be fue, como todos sabéis, de vital importancia.



A partir de ahí, vuelta al directo un frío 30 de enero de 1969 en la terraza del nº 3 de Savile Row en Londres, grabaciones con Martin, grabaciones con Spector, amenazas de dejar la banda por parte de George y mil historias que hoy se contemplan con curiosidad y pena...pero al final hubo música, buena música como no podía ser de otra manera.
Nunca me ha parecido este un disco homogeneo, la situación del grupo y las condiciones de grabación no lo permitían, me parece un grupo de temas compuestos de forma autónoma por cada uno de los miembros de la banda en diferentes momentos y con distintas motivaciones y estados anímicos con lo cual poco tienen en común los diversos cortes que terminan formando el álbum.
Pero finalmente el disco nos regala un ramillete de temas que contemplados cada uno en solitario dejan constancia de la tremenda formación que fue The Beatles.
Con altibajos pero todos los temas me parecen buenos, desde ese ligero aire folk de "Two of Us" de veloz paso melódico que anticiparía la música de Paul en sus primeros Lps en solitario (Ram, 1971) pasando por el Lennoniano "Dig a Pony" que igual que la anterior parece una amenaza de la incipiente carrera en solitario de John.
"One After 909" es el "Get Back" de John, fue escrita en 1957 y es la vuelta atrás de John, que como en el caso de Paul con "Get Back" no funciono pero nos dejo otro rock juvenil y de poso pionero y libre, un rock como una casa.
La carrera en solitario de John parece empezar en las notas tristes y apasionadas de "I've Got a Feeling", y "Across The Universe" siempre me ha sonado a su definitiva despedida del grupo, obra maestra de la lírica en el rock, este tema apareció unos meses antes de "Let it Be" en el disco benéfico a favor de la organizacion World Wildfire Fund titulado "No One's Gonna Change Our World" (1969), y se trata de una canción de enorme belleza y sugestiva letra teñida de dolor.
Además de "Get Back" y "Two of Us", Paul nos deja la inconmensurable "Let It Be" de la que me niego a comentar nada y os dejo escuchándola una vez mas en este archiconocido vídeo:



"The Long and Winding Road" es una preciosa canción que en mi opinión estropea Spector, debate infinito a este respecto, no insistiré en el, solo dejar constancia de que este es mi parecer, un soul precioso de Paul que el extravagante productor neoyorquino convierte en un empalagoso tema de asfixiante orquestación, demasiado aparatoso para mi gusto, prefiero otras revisitaciones del propio Paul como esta del denostado "Give My Reggards to Broad Street" (1984).



Dos temas cuela George, "I, Me, Mine" y "For You Blue", los dos buenos cortes pero sin ser de lo mejor de su producción, la situación de Harrison en la banda en estos meses fue dolorosa e injusta, "All Thing Must Pass" (1970) pone muchas cosas en su sitio unos meses después.
Último disco de The Beatles con la sensación de pena que, al menos a mi, me inyecta en el corazón su escucha, un muy buen disco, polémico y discutido, pero un disco que en la discografía de muchos grupos sería tenido por obra magna, en mi opinión sin ser de los discos paradisiacos de los Fab Four si es un disco magnífico.

viernes, 10 de octubre de 2014

Elliott Murphy - "Night Lights" (1976).

Me da la sensación, y puede que esto sea solo cosa mía, de que la figura de Elliott Murphy, otrora respetada y mirada con entusiasmo y admiración, se esta viniendo abajo y este prestigio poco a poco va mutando a una especie de menosprecio tímido y medio escondido, como si el artista intelectual y culto de hace unos años se estubiese convirtiendo en un músico mediocre que carece del talento necesario para crear una obra definitiva, un himno inmortal o una composición épica.


Quien fuera alabado por preferir los ropajes humildes de la esencia rockera mas nocturna y callejera de los decadentes cafetines nocturnos parisinos en lugar de los elegantes abrigos armani y las carísimas y brillantes vestimentas con que colaborar al despampanante paisaje de los lujosos clubs neoyorquinos, parece que hoy es considerado como un exiliado de su natal capital del mundo, viéndose obligado a esconder su falta de éxito comercial en un piso de la vieja Europa, alejado de focos y flashes, de alfombras rojas y galas en salones de multiestrellados hoteles, del lujo y status de triunfador.
A este fracaso, antes se le llamaba bohemia y a ese alejamiento voluntario del artificio mediatico personalidad y sinceridad artística...insisto...es solo una impresión que he recibido después de leer algunos artículos que entendí que miraban en esta dirección que no considero en absoluto justa hacia un artista sincero, valiente y honesto como Murphy.
Y es que a pesar de que los últimos trabajos del neoyorquino no son lo mas conseguido de su discografía, en especial el flojo Ep que este 2014 nos sorprendió a todos por lo inesperado y, lo que es peor, por lo mediocre y que se titula: "Intime", aunque entiendo que su anterior trabajo "It Take's a Worried Man" (2013), no estaba nada mal, la discografía del rubio rockero esta tocada con un buen número de discos notables y en algunos casos, como el que hoy nos ocupa, realmente sobresalientes.


Y es que "Night Lights" es un disco, el tercero de su discografía, excelente, nocturno y urbano, dotado su sonido de una luz, como de neón tan artificial como cálida, tan irreal como cotidiana, tan joven como desesperada...
Un álbum que parece pasearse por el lado salvaje de la vida, que parece refugiarse en la semioscuridad de un rincón húmedo y deprimente de algún local nocturno frecuentado por Lou Reed y gente de ese pelaje, que da la sensación de estar concebido entre lágrimas, alcohol y drogas sabiamente combinadas en tragos de amargura y soledad compartida con recuerdos y una guitarra desafinada.
Tóxica poesía en los textos, romanticismo violento y sin piedad en las melodías, rock seco y de lasciva personalidad en el sonido, a pesar de todo, brillante, luminoso, lo dicho... como un neón.
Los temas, todos ellos definitivos, auténticos quejidos de soledad y amargura llena de esperanza comienzan en la estupenda "Diamonds By The Yard", tema que mira a los oscuros y polvorientos poemas del Reed setentero, teclas solemnes y estribillo fiestero, un tema extraño y perfecto.
Seguiré el orden oficial a pesar de que mi vinilo tiene las caras intercambiadas, es decir, los temas que aparecen como cara B, vienen en la etiqueta del disco como A y viceversa.
Un piano jazzero y como de local berlinés de entre guerras nos saluda para la fantástica "Deco Dance", tema de texturas cabareteras que mira al "Hunky Dory" de Bowie, pero con violines.
Como aquel Bowie que cayó del espacio para sumergirse junto a Reed y los suyos en la negrura de la inconsciencia anfetamínica de las noches de excesos y aventuras de autodestrucción de sus primeras POM parece haber sido concebida la triste y decadente "Rich Girls", bella y salvaje.
"Abraham Lincoln Continental" es un rock mucho mas encendido y feliz, guitarras clamando fibra y teclas mas pioneras, un poco de luz natural para variar.


Un video doblete con "Diamonds By The Yard" y "Deco Dance":



Comienza la cara B, (la A en mi ejemplar) con la acústica y stoniana "Isadora's Dancer", preciosa y con una sobrecogedora voz de Elliot.
El segundo tema de esta cara es la mítica "You Never Know What You're in For", imprescindible en sus conciertos, revisitada mil veces por Elliott, siempre bella, siempre oscura y bohemia, siempre como un canto de sirenas, peligrosa, atrayente y envolvente, te oprime y derrite, una obra maestra de muchos cojones señores.
Una dosis de glamour y estilo, de dorados y maderas nobles donde en temas precedentes había plomo y plástico, nuevamente los stones se asoman al desquiciado abismo del fondo de la extraordinaria "Lady Spilletto", y no podía ser de otra manera estando dedicada a la gran Patti Smith.

Otro doblete, ahora con "Isadora's Dancer" y "You Never Know What You're in For":



Y "Lady Spilletto" en homenaje a Patti Smith:



Mas ágil, jugetona y multicolor, con esas teclas que la hacen inmortal por divertida y deseable, por disfrutable y desenfadada, otro respiro al humo y polvo de la oscuridad del lado salvaje, hablamos de "Looking For a Hero".
Tristeza para el final, porque el final de una obra maestra como lo es este disco solo puede ser triste, la encargada de hacer de pañuelo es la radiante "Never As Old As You", y hace bien su papel, porque este temazo es terapéutico y mezcla en su píldora anti-tristezas a los Stones con Bob y los hace bailar al ritmo de los días felices de los veranos de nuestras infancias, así pues, final feliz.
Lp que sugiero escuchar a los que ponen en duda el talento y clase de un artista como Elliott, un tipo digno, sincero y capaz, que lo fué, de facturar maravillas como este vinilo que engrandece mi colección.

Este artículo se puede encontrar también en el blog: La Comunidad del #FFVinilo, donde además de este podréis conocer los vinilos que os presentan unos excelentes colaboradores.

jueves, 9 de octubre de 2014

De vuelta a la rutina - Sala BBK - Musiketan 2014/2015 y otros ciclos.


"Que poco dura la alegría en  la casa del pobre"...Este dicho se hace realidad cada vez que una dicha nos acompaña durante un tiempo que no nos parece demasiado prolongado, osea, casi todos los años en la temporada vacacional.
Confieso que este año las vacaciones que un servidor se ha permitido han sido satisfactorias y enriquecedoras, y lo han sido desde varios puntos de vista, alguno incluso de gran importancia para mi al suponer la certeza definitiva de que ciertos fantasmas del pasado se han se han quedado sin fuerzas para atosigarme o hacerme daño, y que su existencia a día de hoy es un simple recuerdo, cada vez mas borroso en mi memoria, en la buena, en la que aprende de los errores pasados. Pero además han sido divertidas.
Así que parece que la vuelta tiene que pasar la prueba de la vida a modo de penitencia, y la mía a sido una pequeña intoxicación que me ha tenido pachucho del estómago unos días y algún pequeño accidente de índole familiar que ha causado pequeñas incomodidades pero que no ha revestido mayor importancia.
Vuelta definitiva al curro y a la rutina, que tampoco esta tan mal, pues sin esta, sería imposible degustar como se merecen unas vacaciones como las recién finiquitadas.

Y la vuelta al curro se ve emponzoñada por lo de siempre en este valle cada vez mas contaminado de detritus morales que es España, es conectarte a la realidad y en cuatro días te encuentras con el caso de las tarjetas opacas que cuando menos enerva nervios, daña orgullos y hiere sensibilidades. Sensibilidades ideológicas al ver enfangado en tan repugnante asunto no solo a los chorizos de siempre sino también (y esto empieza a ser habitual) a personajes supuéstamente de tu cuerda, gente de izquierdas e incluso sindicalistas (que vergüenza, que dolor, que humillación...) que caminan por sus enmoquetados caminos de la vida con el discurso del proletario y el progresismo como principio y bandera y que solo es la zanahoria que al final del palo azuza al burro del dinero fácil, el sueldo vitalicio y la poltrona a la que pegan sus culos con cianoacrilato estos tipos que demuestran, en cuanto ven un céntimo de euro suelto, que se tratan no solo de individuos de moral dudosa y conducta reprobable sino que además son unos sucios traidores al pueblo trabajador y honrado al que dicen representar, un pueblo dañado en lo mas íntimo de su moral e ideología por tan execrables seres.


Luego el caso del évola, una vez mas la vergüenza internacional, el mismo coñazo de siempre, la ineptitud gubernamental, el estupidismo dirigente, como no, con políticos detrás incapaces de gestionar absolutamente nada, con errores que indican claramente al pasotismo y a la negligencia...¡joder si no he hecho mas que llegar!!!
Pero también empiezan cosas buenas, el encuentro con algunos compañeros de curro con los que tienes afinidades y disfrutas de la charla y las risas, los encuentros con vecinos en el bar tomando un txikito (o dos), el comienzo de la liga de basket con nuestro Bilbao Basket ganando en su debut...y los ciclos musicales de la Sala BBK (pinchar en el enlace para acceder a toda la información), empezando por mi favorito: El Musiketan 2014/2015, que este año nos trae 13 actuaciones, como siempre a buen precio y de indiscutible calidad, pinchando sobre el enlace podréis encontrar toda la información necesaria para seguir este ciclo que da comienzo este mismo domingo día 12 con la actuación de Sean Keane. 
Pero además tenemos los ciclos: Noites de Fado, Flamenco BBK, Bilbaina Jazz Club y Music Legends, encontraréis información sobre estos ciclos pinchando aqui.
Sin olvidar la excelente propuesta teatral o cinematográfica con el mas que interesante ciclo: Cine dirigido por mujeres.Un año mas nos encontramos con un excelente programa para hacer esta vuelta al cole de los adultos mas llevadera, musical y entretenida, un nuevo éxito de esta sala que desde hace unos años hace las delicias de los amantes del arte escénico desde su fabuloso local de la Gran Vía bilbaína, si podéis acercaros a alguno de los eventos, no os decepcionará la experiencia.
Empieza el curso vital 2014-2015...¡Bon Voyage!!!

domingo, 5 de octubre de 2014

Bap Kennedy nos visita este mes de octubre


Enorme sorpresa y gran alegría la que un servidor se llevó ayer al ver el programa con que nos deleitará la sala BBK este año dentro del tradicional ciclo Musiketan (toda la información pinchando el enlace).
Las vacaciones y que uno no ha parado quieto durante las mismas habían evitado que le hubiese echado un vistazo al programa, pero ayer, en el bar de un amigo me lo acerco y al visionarlo me encuentro con que el gran Bap Kennedy nos visita, dentro de este ciclo y en esta sala el próximo  del presente, alegría y entradas compradas ipso-facto para evitar disgustos posteriores.
No es el único bolo del irlandés por estos lares, en el siguiente enlace podréis encontrar información de la gira, no muy extensa y me temo que decepcionante para algunos por la geografía limitada que abarcará, pero pasa por aquí y quien pueda acercarse a alguno de los puntos de concierto disfrutará sin duda de un concierto fantástico por uno de los grandes songwriters de la actualidad.
Estoy contento y os dejo con su música.
¡Feliz domingo!!!